Grandes miradas de la literatura

ÁLVAR SÁENZ
-

El Palacio de la Isla alberga la exposición 'Mario Muchnik, el fotógrafo', una colección de 62 retratos en blanco y negro que realizó a escritores e intelectuales de todo el mundo

La exposición de Mario Muchnik estará abierta hasta el 30 de octubre en el Palacio de la Isla. - Foto: Luis López Araico

Mario Muchnik (Buenos Aires,1931) siempre ha estado relacionado de lleno con el mundo de los grandes literatos de la historia contemporánea. Siendo hijo de un editor, no es sorprendente que siguiera los pasos de su padre y se convirtiera en uno de los más importantes de Europa, pese a que estudió Física y ejerció como físico nuclear en Italia. Gracias al trabajo de su progenitor, estuvo en contacto desde muy pequeño con escritores como Rafael Alberti o Ernesto Sabato. Este último fue un físico que abandonaría su carrera como investigador para convertirse en uno de los más grandes literatos de Argentina del siglo XX. Muchnik se quedó tan fascinado con la vocación del escritor, que acabaría haciendo lo mismo, cambiando el mundo de las ciencias por el de las letras. 
Pero aparte de ser un apasionado por la literatura, Muchnik era un aficionado de la fotografía. Cargado con la pesada y vetusta Leica de su padre, se lanzó a las calles parisinas durante los disturbios del Mayo del 68 para inmortalizar en imágenes uno de los episodios más turbulentos de la historia de Francia. Allí es donde conoció a un reportero italiano de la prestigiosa revista Life, que le ayudó a colarse en lugares de acceso restringido como la Sorbona falsificándole una acreditación de prensa y se apiadó de su anticuada cámara, regalándole una Leica más moderna.
Gracias a su trabajo como editor, Muchnik recorrería el mundo armado con su cámara y plasmando a grandes figuras del mundo de la cultura, aquellos a los que editaba varias de sus obras o con quienes mantenía una estrecha amistad. 
En 2017 el autor argentino donaría gran parte de su colección de fotografías al Instituto Cervantes y que, gracias a la colaboración con el Instituto Castellano y Leonés de la Lengua, se pueden admirar en Burgos en el Palacio de la Isla hasta el 30 de octubre. Esta es la primera colaboración entre las dos entidades tras la crisis sanitaria y tiene como objetivo acercar esta exposición a Castilla y León tras haber pasado por las sedes de los Instituto Cervantes de ciudades como París, Viena, Varsovia, Belgrado y Cracovia.

La muestra ha sido comisiariada por el poeta argentino Marcos Ricardo Barnatán, que ha realizado una selección de las mejores fotos del vasto fondo que dispone el Instituto Cervantes, teniendo como criterio la relevancia del personaje retratado o la calidad intrínseca del retrato. La obra fotográfica de Muchnik, realizada íntegramente en blanco y negro, se caracteriza mayoritariamente por sus instantáneas, retratos captados sin que el sujeto pose y sin preparar la escenografía, dotando a sus retratos de una espontaneidad innata.

Entre las fabulosas imágenes que se colgarán en las paredes del Palacio de la Isla durante dos meses  se encontrarán personalidades como Mario Vargas Llosa, Gabriel García Márquez, Rafael Alberti, María Teresa de León, Simone de Beauvoir, Jean-Paul Sartre y Umberto Eco, entre otros.