scorecardresearch

Preocupados por la parálisis de exportación de carne a China

L.M.
-

El país asiático ha detenido en seco la compra de estos productos, y ante las dudas del origen de esta situación con todas las naciones, las firmas están a la búsqueda de nuevos mercados

Desde junio el comercio de este tipo de mercancía con China se fue reduciendo hasta llegar a cero en agosto y septiembre. - Foto: Jesús J. Matías

La ralentización de importaciones de productos cárnicos -principalmente porcino- por parte de China parece que no es un vaivén puntual. Desde junio, la exportación desde Burgos hacia el país asiático empezó a descender paulatinamente, llegando en agosto a detenerse por completo.

Los datos publicados esta semana por el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo, correspondientes a septiembre, confirman que ese tráfico de mercancías aún no se ha recuperado, sumando su segundo mes paralizado. Es por ello que buena parte de las compañías afectadas, como es el caso de Campofrío, están reforzando la estrategia de apertura de nuevos mercados para ayudar a diversificar sus ventas ante la detención de las exportaciones hacia el país asiático. 

Los representantes del sector de industria cárnica del sindicato UGT se mostraron ayer «preocupados» ante la paralización de exportaciones hacia China y con origen en Burgos.

El secretario general de la sección UGT-FICA de Campofrío España, Hilario Sancho, reconoció que las empresas de la provincia se están topando con un problema y les urgió a encontrar nuevos canales o mercados a los que enviar sus productos para evitar repercusiones. «De momento no nos está afectando ni vemos cosas raras, pero por supuesto que nos preocupa la situación», apuntó Sancho.

Entre agosto y septiembre, los dos últimos meses de los que se conocen datos de exportaciones, la importación de productos cárnicos por parte del país asiático se ha detenido en seco. El motivo, ya que el hermetismo del Gobierno chino provoca que no se haya podido confirmar, es que la nación ha recuperado la cabaña de ganado que perdió durante 2017 y 2018 tras un brote de peste.

Acuerdo en la industria. Por otro lado, Sancho detalló el preacuerdo alcanzado la semana pasada en el seno de la negociación del convenio de la industria cárnica. Los más de 2.000 trabajadores que están adscritos al mismo en la provincia -hasta 100.000 en todo el territorio nacional- verán cómo suben sus salarios un 3% este curso, un 2,75% en 2022 y un 2,5% en 2023.