Sale a subasta la antigua Piedras y Mármoles, nido de okupas

H.J.
-

La Sareb trata de cobrar una deuda de 20 millones de euros con el suelo de este área de transformación que iba a acoger 200 viviendas en cuatro edificios

El terreno subastado está detrás de este bloque de viviendas donde quedan ya muy pocos inquilinos. - Foto: Patricia

La Sareb sigue tratando de desprenderse de sus bienes en la provincia de Burgos. Si hace un par de semanas sacó una enorme cantidad de terreno situada entre el pueblo de Villatoro y el monasterio de Fresdelval, perteneciente al sector urbanístico frustrado en este entorno, ahora ha hecho lo propio con la antigua Piedras y Mármoles. Se trata de la fábrica en estado ruinoso situada al final de la calle Ventosa, la primera edificación con la que se topa cualquier conductor que acceda a la capital burgalesa desde la carretera de Madrid.
La entidad estatal conocida popularmente como «el banco malo» fue creada en el peor momento de la crisis económica de 2012 para absorber los activos menos viables del sector financiero, y este es otro ejemplo de una operación de construcción de viviendas que quedó varado por la desaparición de algunos de sus propietarios y la reconversión de las cajas de ahorro.
En concreto, Piedras y Mármoles formó parte de la unidad de actuación 36.03, que llegó a contar con estudio de detalle presentado y aprobado por el Ayuntamiento de Burgos. En el lugar que durante décadas ocupó esta empresa, situado tras un bloque de viviendas donde quedan ya muy pocos inquilinos, se iban a levantar cuatro bloques de 9 alturas cada uno hasta superar los 200 pisos. Habría sido, por tanto, una gran operación para este entorno muy degradado que ofrece una imagen lamentable en una de las principales entradas de la ciudad.

 

Más información en la edición impresa de Diario de Burgos

Nave de la vieja factoría, con más de 2.000 metros cuadrados en dos plantas.Nave de la vieja factoría, con más de 2.000 metros cuadrados en dos plantas. - Foto: Patricia