Se avecina una nueva "época dorada" en Atapuerca

I.L.H.
-
Se avecina una nueva "época dorada" en Atapuerca - Foto: Jesús J. MatÁ­as

En tres o cuatro años llegarán a los niveles más fértiles de los principales yacimientos, lo que supondrá una cosecha abundante de fósiles "que sabemos que están ahí". Ese cambio de ciclo coincidira con el relevo en la dirección del proyecto

Así lo creen Eudald Carbonell y José María Bermúdez de Castro, dos de los tres codirectores de Atapuerca, que prevén alcanzar en las próximas campañas el nivel TD6 de Gran Dolina, donde se hallaron los restos de Homo antecessor; trabajar en el nivel 7 de Elefante, que proporcionó el fósil humano más antiguo; o las zonas del Paleolítico Superior de Portalón y Mirador, lo que podría suponer encontrar incluso arte rupestre.

Pero mientras llegan los hallazgos, la campaña ha comenzado seis semanas de trabajo en nueve yacimientos. En Cueva Fantasma se trabajará en dos secciones para contextualizar los restos hallados, como el parietal humano que los investigadores creen corresponden a un neandertal; en Mirador harán un sondeo para conocer si existen galerías coetáneas a las cuevas de Altamira, y en La Paredeja continuarán excavando para conocer las posibilidades de un yacimiento de 30 metros. Además, harán también un sondeo en Cueva Ciega, un yacimiento cercano al Mirador donde se hallaron los primeros fósiles de Atapuerca, en el siglo XIX, que corresponderían a la Edad de Bronce. Si el sondeo es productivo, el año que viene el yacimiento se incorporará a la campaña de excavación.

En estos momentos trabajan en Atapuerca 80 investigadores que excavarán en los yacimientos Sima del Elefante, Galería, Gran Dolina, Cueva Fantasma, ?todos ellos en ubicados en la Trinchera del Ferrocarril? y en la Cueva del Mirador.

En julio llegará el resto del Equipo de Investigación de Atapuerca, llegando a sumar unas 200 personas en total. En julio se excavará, además de en los yacimientos citados, en los de Cueva Mayor (Portalón, Sima de los Huesos y Galería de las Estatuas) y en las excavaciones al aire libre de La Paredeja. Ese mes se iniciará también la labor de lavado de sedimento a orillas del río Arlanzón.

El grupo de personas que vienen a excavar en la sierra de Atapuerca pertenecen a distintos centros de investigación del Proyecto Atapuerca: Centro Nacional de Investigación sobre la Evolución Humana de Burgos (CENIEH), Universidad de Burgos (UBU), Instituto de Paleoecología Humana y Evolución Social (IPHES - Tarragona), Centro de Evolución y Comportamiento Humanos (Universidad Complutense de Madrid - ISCIII) y Universidad de Zaragoza (UNIZAR). También hay investigadores de otras universidades y centros de investigación nacionales e internacionales. Cabe destacar la participación de varios estudiantes de la University College of London y del Museo Nacional de Georgia, gracias a los convenios firmados por la Fundación Atapuerca.