El Ceder confía en que la Vía Verde se desbloquee tras 8 años de parón

A.C. / Villarcayo
-
Parte del tramo de la Vía Verde a su paso por la Merindad de Valdeporres. - Foto: A.C.

Espera que el Ministerio concrete en febrero si aporta fondos este año al proyecto y llega a un acuerdo con ADIF tras el impago del alquiler de la trama del ferrocarril desde 2008

La Vía Verde proyectada sobre el antiguo ferrocarril del Santander-Mediterráneo a su paso por Las Merindades hace casi una década parece más cerca de convertirse en realidad tras el impulso que se ha dado a esta iniciativa en los últimos meses tanto desde los siete ayuntamientos implicados como desde el Ceder Merindades. Las últimas noticias recibidas desde el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente (Magrama)señalan que «en febrero se definirá qué presupuesto se destinará este año a la vía verde», según explica la presidenta del Ceder, Nuria Ortiz, quien tras los años transcurridos, admite que las noticias de la Vía Verde hay que «contarlas con cautela, pero tenemos esperanzas de que se comience en 2016».
Los recortes de la crisis y otras dificultades técnicas truncaron el comienzo de las obras de la Vía Verde en 2007. Los siete ayuntamientos implicados llegaron a firmar con Adif (antigua Renfe) un contrato de alquiler de la trama de la vía que siempre se negaron a abonar, dado que el Ministerio no llegó a acondicionar el camino natural. Esta institución llegó a reclamarlo por la vía judicial sin éxito y ahora se ha llegado a un acuerdo que se firmará en breve. Adif se quedará con el aval del contrato de 2008 y que equivale a dos años de alquiler, 26.200 euros. El antiguo contrato se liquidará y se firmará un nuevo.
En la asamblea del Ceder los socios pudieron escuchar las novedades sobre la Vía Verde o Camino Natural de 60 kilómetros previsto entre Cidad Dosante (Merindad de Valdeporres) y Oña, un trazado cuya adecuación podría superar los cuatro millones de euros y que en su día se proyectó de forma conjunta con los 44 kilómetros que van desde Oña hasta Quintanilla Vivar. Este último tramo, que sortea la Bureba, podría estar finalizado para este verano, si las obras iniciadas en 2011 continúan al ritmo actual.
 
Leader pasado y futuro.
La  asamblea del Ceder también dio a conocer el balance del Leadercal, que ha propiciado el reparto de 3.461.844 euros entre 108 proyectos, que a su vez han hecho posible una inversión total de 8,5 millones. De ellos, 22 beneficiaron a emprendedores que generaron empleo, mientras que el resto conllevaron mejoras y adecuaciones de centros de interpretación, museos o entidades de atención social y sanitaria, entre otras muchas cosas. Como admite el propio Ceder, «la complejidad del periodo ha supuesto numerosos altibajos en la gestión del proyecto» y «el retraso en el envío de fondos por parte de la Administración regional ha conllevado esperas de hasta dos años». A finales del pasado noviembre, la Junta envió todos los fondos pendientes y se pudo concluir el pago de todas las ayudas.
La cuantía del nuevo Leader hasta 2022 se espera que se conozca a finales de mes y podría rondar los 3 millones de euros. La presidenta del Ceder avanzó que una próxima junta directiva aprobará el Plan Interno de Gestión de las ayudas, en el que se concretará la forma de reparto. Ortiz adelantó que se dará prioridad a «los proyectos de cooperación, a los que generen alianzas, a los de ámbito comarcal y a los innovadores, siempre sobre las líneas del plan estratégico».