El Cementerio podría abrirse a las visitas en la fase 1

C.M.
-

El Ayuntamiento está recibiendo muchas peticiones ciudadanas para poder llevar flores a los difuntos. El área de Sanidad elabora el protocolo y será obligatorio llevar mascarilla

Las instalaciones municipales permanecen cerradas. - Foto: Alberto Rodrigo

El Ayuntamiento está barajando la posibilidad de abrir a las visitas el Cementerio de San José si la ciudad entra en la fase 1 de la desescalada, según confirmó la concejala de Sanidad, Estrella Paredes. El hecho de que muchas familias no hayan podido despedir a sus seres queridos como consecuencia de las restricciones impuestas por la pandemia y el estado de alerta o hayan pasado fechas tan señaladas como el Día de la Madre sin poder acudir  al camposanto han propiciado que se hayan recogido numerosas peticiones ciudadanas en este sentido.
Paredes aseguró que se está trabajando en la elaboración de un documento que recoja el protocolo para abrir el recinto para cuando el Gobierno central lo autorice con el cambio de fase, que se ha fijado para el día 11 si se cumplen una serie de requisitos. «Los ciudadanos nos están llamando constantemente y trabajamos para que se pueda acceder de alguna manera aunque con las condiciones necesarias de distanciamiento y seguridad», señaló la concejala.
El hecho de que el cementerio sea un lugar abierto y de grandes dimensiones facilita las cosas, al menos en el interior. El problema estaría en los accesos, de modo que se trabaja en ver cómo se podría regular. En un principio se había barajado la posibilidad de acudir mediante cita previa pero finalmente se ha descartado debido a la complejidad. «No pensamos que se puedan concentrar tantas personas como para no poder guardar las distancias de seguridad. El único problema serían los accesos, que habría que balizarlos de alguna manera», aseguró, al tiempo que se recomendará la utilización de la mascarilla.
Por el momento, el recinto permanece cerrado y que no se pueden realizar visitas hasta nuevo aviso, de acuerdo con las medidas del estado de alarma vigente. La presencia de familiares en las inhumaciones se limita desde el 1 de abril a tres personas a pesar de que con anterioridad podían acudir diez pero con la extensión se la pandemia se restringió todavía más aunque por el contrario se extendió el horario para llevarlas a cabo. Tampoco se pueden realizar velatorios.
Las medidas de prevención en los enterramientos se han extremado al máximo, especialmente si se trata de fallecidos por la Covid-19.
La concejala de Sanidad asegura que se está mirando a otros territorios que ya han entrado en la fase 1 como son los casos de las islas El Hierro y la Gomera, donde se está permitiendo la asistencia de al menos 15 personas a los velatorios y oficios religiosos. «En el caso de Burgos todavía no nos ha dicho nada el Gobierno central. Esperamos que los contagios se reduzcan o no se produzcan y no haya más fallecimientos para poder entrar en la fase 1», añadió.
responsabilidad. En este sentido, Estrella Paredes apeló una vez más a la responsabilidad de los ciudadanos para cumplan las distancias de seguridad y no se reúnan con personas con las que no convivan para evitar nuevos contagios.   «Es muy dura esta situación y tener esta falta de humanidad con las familias que no pueden acompañar a sus allegados fallecidos pero es en aras de la seguridad y apelamos a la responsabilidad de todos».