"Vesuvius no se puede repetir"

DB
-

La candidata al Congreso por Ciudadanos pide en Miranda de Ebro medidas que generen empleo y bajar los impuestos a las clases medias y trabajadoras "para poner España en Marcha"

“Vesuvius no se puede repetir"

La candidata de Ciudadanos al Congreso, Aurora Nacarino-Brabo, aseguró hoy en Miranda de Ebro (Burgos) que “Vesuvius no se puede repetir, si cierran nuestras fábricas se nos muere Miranda”, tras la reunión que mantuvo con los trabajadores de la empresa que anunció su cierre, después de haber preguntado en el Congreso de los Diputados sobre la situación de las plantas de la factoría.

Así, recordó que Cs se ha implicado “todo lo posible” para tratar de salvar los empleos de la empresa británica dedicada a la fabricación de material refractario de uso siderúrgico, llegando a proponer medidas en la Unión Europea (UE) a través de los eurodiputados Susana Solís y Jordi Cañas, que han respaldado el informe elaborado por los trabajadores con mejoras en el funcionamiento de la empresa para evitar su cierre.

“No entendemos que la multinacional decida cerrar la plantas de Miranda de Ebro y Langreo, siendo económicamente viables”, subrayó Nacarino. “La decisión no se basa en los malos resultados económicos, ni en la pérdida real de competitividad”, añadió la candidata liberal, “sino en el deseo de la multinacional de producir allá donde los costes laborales son más bajos”.

Para Nacarino-Brabo, “la responsabilidad social debe presidir las estrategias de mercado de las empresas multinacionales que operan en la Unión Europea” y en este sentido, recordó que los europarlamentarios de Cs registraron una pregunta a la Comisión Europea sobre “las medidas que plantea en su política industrial para evitar la deslocalización de la industria a regiones con costes laborales más bajos”. Pregunta que se suma a la que ya presentaron los diputados de Cs Ignacio Prendes y la propia Nacarino en el Congreso de los Diputados.

La candidata de Cs por Burgos valoró las informaciones sobre el cierre definitivo de la planta como “una mala noticia” y expresó su deseo de que los planes de venta de la nave y la recolocación de los trabajadores no se queden en una “nueva promesa incumplida”.

“Vamos a estar pendientes desde la Administración de que se cumplan los acuerdos, de que de verdad se lleve a cabo el plan prometido sobre reindustrialización y sobre recolocación de los trabajadores”, aseguró al tiempo que pidió que “es necesario sentarse a hablar de un Pacto Nacional contra la Despoblación que no deje de lado a ciudades como Miranda, que han perdido hasta un 15 por ciento de su población en los últimos años por la pérdida de empleo”.

Las plantas de Miranda de Ebro y Langreo obtuvieron un beneficio conjunto de 2,3 millones de euros en 2018, un 53,3 por ciento más que en el ejercicio precedente, lo que constituye “un claro ejemplo de deslocalización de empresas rentables”, aseveró. Estos cierres suponen, además, dijo, “la condena a estas regiones a un futuro sin perspectivas agravando aún más los índices de despoblación y las diferencias económicas y sociales entre las distintas regiones de Europa”.

Nacarino pidió por tanto que se comiencen a tomar “medidas reales para hacer frente a estas deslocalizaciones en una zona que ya ha perdido los empleos de Rottneros, Montefibre, Gamesa y Garoña”.

“El Gobierno no puede esperar a que las cosas pasen para luego solo hacer declaraciones, hay que tomar medidas que generen empleo y riqueza, ayudar los emprendedores y a las empresas a generar puestos de trabajo y bajar los impuestos a las clases medias y trabajadoras. Hay que poner España en Marcha”, sentenció.


Las más vistas