Dos décadas de las siglas de la separación

I.M.L.
-

La Peña O.G.T. la forma un grupo de amigos que estuvo a punto de dividirse por estas siglas. Acaban de estrenar sede propia

Dos décadas de las siglas de la separación

La peñas en Olmedillo de Roa se forman a base de afectos, amistades, ratos compartidos a lo largo de los años, y ahora constituyen el corazón y el músculo de sus fiestas patronales. A pesar de que cada una se reúna con mayor o menor asiduidad a lo largo del año, cuando llegan estos días no puede faltar los intensos preparativos y los reencuentros cargados de recuerdos y puestas al día de lo que ha pasado en los meses anteriores.
Este año hay en la localidad una de sus peñas que está de enhorabuena, cumple aniversario redondo y estrena sede. Aunque sus inicios no eran nada halagüeños, porque la denominación elegida por unos, Peña O.G.T., no gustaba a las otras. Pero no adelantemos acontecimientos y vayamos al inicio, que como suele ser habitual, lo propició el roce diario. El germen de esta peña fue un grupo de casi 30 chavales que se juntaban a jugar por las calles del pueblo.
Al crecer, empezaron a integrarse en distintas peñas, hasta que en 1997 se juntaron y se bautizaron como ‘Los Tornados’, nombre que les duró esas fiestas, para cambiarlo al año siguiente por ‘La Revolución’. No fue hasta 1999 que no surgió el cisma por la denominación. «Surgió la idea de llamarnos O.G.T., los chicos estaban ilusionadísimos, pero a las chicas no nos hacía nada de gracia llamarnos así, no estábamos dispuestas a aceptarlo», recuerda la presidenta, María Jesús Arranz. Esta disparidad hizo que las chicas se hiciesen llamar ‘Las Independientes’ y más tarde ‘Ceda el Vaso’.
 Sin embargo, esa duplicidad de nombres tenía los días contados. «Las chicas nos dimos a desde cuenta que el nombre del O.G.T. era parte del pueblo y no podía desaparecer», reconoce María Jesús Arranz. Una idea que unió a todo el grupo y que ahora ha llegado a cumplir sus dos décadas juntos. Una efeméride que ha coincidido con la construcción e inauguración de su nuevo merendero, dejando atrás el pajar en el Barrio del Pozo que tenían como sede social y que fue, como la misma presidenta apunta «centro neurálgico de nuestra amistad».
Un local nuevo que cuenta con todo lo necesario para que los encuentros entre amigos den paso a los recuerdos, las risas y los planes de futuro. Invitaron a todos los que quisieron acompañarles, compartiendo con ellos una merienda a base de chorizos, morcillas y tortillas, regado todo con buen vino de la tierra, que de eso nunca falta. A buen seguro, esta nueva sede va a ser testigo de muchas más meriendas y se podrá aprovechar durante estas fiestas patronales olmedillenses, en las que los miembros de la Peña O.G.T. volverá a estar muy presente.

 

EL PREGONERO

Este año, el encargado de pregonar el inicio de las fiestas patronales olmedillenses es una de esas personas atrapada por los atractivos de esta localidad burgalesa. Antonio Martínez lo reconoce, «no soy nacido aquí pero soy olmedillense de corazón y me considero un ciudadano más de Olmedillo» deja claro en su pregón. Su edad le aporta la experiencia y la perspectiva necesarias para saber apreciar esos momentos irrepetibles que ha vivido, vive y vivirá en este pueblo que le acogió hace más de 50 años, y está convencido que el momento de dirigirse a quienes abarroten la plaza desde el balcón del Ayuntamiento será único. «Hoy es un día muy especial para mí, un día con sentimientos de orgullo y alegría por lo que representa ser pregonero y la responsabilidad que ello conlleva», confiesa.
Además de la loa habitual a las bondades del municipio, Martínez aprovecha su pregón para hacer un toque de atención a su convecinos. «Es momento de dejar de mirar a la derecha o a la izquierda, es el momento de mirar al frente, al futuro», anima, para sumar fuerzas en la lucha contra la despoblación de localidades como la olmedillense. «Seguro que muchos de vosotros pensáis que también os gustaría ver esas casas hoy vacías llenas de personas», apunta a modo de tarea a afrontar una vez que acaben el jolgorio y la diversión festiva.

 

PROGRAMA

Viernes 6
21:30 horas Baile con la orquesta Dominó.
01 horas Disfraces de adultos y verbena con la misma orquesta.

 

Sábado 7
09:00 horas Dianas y pasacalles con el grupo ‘La Galga’.
12 horas Santa misa en la ermita. Ofrenda floral a la Virgen de Basardilla. Procesión hasta la iglesia.
19:15 horas Pasacalles de las peñas con charanga.
20:30 horas Concurso de tortillas y cata de vinos. Por la Peña El Pendón.
21:30 horas Disfraces infantiles. Baile en la plaza con la orquesta Azabache.
23 horas Entrega de premios y rifa.
01 horas Verbena con el mismo grupo. Sopas de ajo en el descanso. Por la Peña El Carrizal.

 

Domingo 8
12:30 horas Procesión.
13 horas Santa misa en honor a los Santos Mártires de Cardeña.
18:00 horas concurso de bolos. Por la Peña Basardilla.
18:30 horas Concurso de pizarros. Por la Peña Los Chalis. IX Rifa de las fiestas.