Lista en abril la edición crítica de las Glosas Silenses

I.L.H.
-

El Instituto de la Lengua saca a concurso la impresión del trabajo que incluye facsímil de los documentos del siglo XI que custodia la Biblioteca Británica, transcripción y estudios. Serán 800 ejemplares "con novedades"

Gonzalo Santonja, director del Instituto de la Lengua (c), avanzó el proyecto en el congreso de noviembre. A la derecha, el investigador José M. Ruiz Asensio. - Foto: Alberto Rodrigo

En el congreso internacional que sobre las Glosas Silenses se celebró en noviembre se conocieron algunos aspectos novedosos del documento burgalés de finales del siglo XI que custodia la Biblioteca Británica. Uno de ellos, por ejemplo, fue la posible intervención de San Lesmes en la concepción del texto y de las glosas. El monje benedictino francés entraría en liza a través del monasterio de San Juan, al que llegó de la mano de Constanza de Borgoña, la esposa de Alfonso VI, y del contacto entre comunidades religiosas.

El dato aportado por José Manuel Ruiz Asensio aparecerá en la edición crítica que se prepara de uno de los documentos clave sobre el origen del castellano vinculado al monasterio de Santo Domingo de Silos, aunque cuyo códice para ser copiado procede "de San Millán de la Cogolla o el entorno".

Por otro lado, a diferencia de las Glosas Emilianenses, las 368 anotaciones en latín y romance escritas en los 15 folios del penitencial (que es a lo que se denominan las glosas) fueron escritas por la misma mano que redactó el texto del libro.

Todos esos datos "y algunas novedades más", según señala el director del Instituto de la Lengua, Gonzalo Santonja, se recogerán en la edición crítica que estará lista para Semana Santa. Así al menos lo establece la licitación que ha salido a concurso para la impresión del trabajo, que conlleva un presupuesto de 8.000 euros para 800 ejemplares (las ofertas se pueden presentar hasta mañana, 4 de marzo, el criterio de adjudicación será el precio, y la impresión tiene que estar acabada para el 1 de abril).

El trabajo incluirá la transcripción de las Glosas Silenses, los estudios con las actas del congreso, su versión paleográfica y léxica y la edición facsímil, que corresponde a la reproducción fotográfica "en la mejor calidad en la que se trabajado hasta ahora" del documento del siglo XI, ya que las imágenes han sido aportadas por la Biblioteca Británica para su reproducción.

La publicación de la edición crítica de las Glosas Silenses coincidirá en el tiempo con la exposición sobre Burgos que la Fundación VIII Centenario de la Catedral organiza en Toledo. En esa muestra el documento de Silos tendrá un papel relevante en el capítulo dedicado a los orígenes del castellano, por lo que la intención de los organizadores es que la edición crítica pueda presentarse durante la exposición.