Talarán los 7 pinos de Regino afectados por un hongo

C.M.
-

La caída de un pino de 15 metros de altura y de gran porte sobre un parque infantil del paseo Regino Sáinz de la Maza el pasado 19 de septiembre hizo saltar todas las alarmas y el Ayuntamiento realizó un estudio sobre el resto de ejemplares

Parque de Regino Sáinz de la Maza. - Foto: Valdivielso

Los resultados del estudio realizado por la Concejalía de Medio Ambiente ya están sobre la mesa y ponen de manifiesto la necesidad de proceder a la tala de los otros siete pinos debido a que están afectados por un hongo (Armillaria), al igual que el ejemplar que se cayó, y existe riesgo de que colapsen y se desplomen. En su lugar se plantarán nuevos ejemplares de madroños y encinas. "Se va a primar la seguridad de los ciudadanos y trataremos de hacerlo lo más rápido posible", indicó el concejal de Medio Ambiente, Josué Temiño. 
La tala la llevará a cabo la unión temporal de empresas (UTE) Jardines de Burgos que se encarga de la conservación de las zonas verdes. Aunque no hay una fecha fijada la idea es hacerlo a finales de este mes al hacer un tiempo más otoñal. La plantación de los nuevos ejemplares se haría a lo largo del mes de diciembre. 
Los técnicos municipales han constatado que las partes aéreas del árbol caído, que tenía unos 60 o 70 años, no presentaba ninguna alerta que hiciera presagiar el desenlace. Sin embargo, sí han detectado la presencia del citado hongo en el cuello de la raíz. 
Y es que las condiciones en las que se encuentran los pinos dentro de los jardines públicos con riesgos frecuentes les hacen más vulnerables frente a plagas y enfermedades, según se indica en el informe realizado. En este sentido, el documento recuerda que no debe plantarse el pino piñonero en las zonas con riegos abundantes o en alcorques de zonas urbanizadas.
De hecho, añaden, el sistema radial de estos ejemplares proporciona un anclaje muy resistente, de ahí que en el medio natural los casos de caída son excepcionales. 
La Concejalía de Medio Ambiente ha decidido revisar la situación de todos los pinos piñoneros de la ciudad, especialmente los que se encuentran plantados en zonas de riego, para prevenir lo ocurrido en Regino Sáinz de la Maza. "Estamos llevando a cabo un plan de urgencia para su detección y derribo en el caso que sean necesario. Todos se repondrán posteriormente. Son árboles que están enfermos y hay que actuar", indicó Temiño.