Reconocimiento al trabajo bien hecho en la UBU

DB
-

El Consejo Social ha galardonado hoy a 10 estudiantes, cuatro investigadores y tres miembros del personal de administración y servicios. En el acto se ha puesto en valor a la Universidad y se ha hablado de la necesidad de incentivar el mecenazgo

Reconocimiento al trabajo bien hecho en la UBU - Foto: Valdivielso

La Universidad de Burgos ha galardonado este jueves a diez estudiantes, cuatro investigadores y tres miembros del personal de administración y servicios (PAS) del centro durante la celebración de los VIII premios del Consejo Social. Este reconocimiento premia el trabajo bien hecho de los estudiantes y del personal docente e investigador, que contribuyen con sus méritos y trabajo a la excelencia académica, investigadora y de servicios. El Aula Magna del Hospital del Rey ha acogido esta mañana el acto, presidido por el presidente del Consejo Social, Luis Abril, y el rector de la Universidad de Burgos, Manuel Pérez Mateos.

En su palabras de bienvenida Luis Abril ha felicitado a los premiados y ha reconocido que este certamen sirve de puente entre la Universidad y la sociedad y su contribución es imprescindible para seguir trabajando en la excelencia y conexión con la sociedad, para finalizar augurando "larga y excelsa vida a los premios".

Primer Premio de Investigación. En esta edición se ha valorado el trabajo 'Tiempo es cerebro: análisis de los factores que influyen en el retraso prehospitalario del ictus', de los investigadores Jerónimo González, Josefa González y Raúl Soto.

En el nombre de los tres investigadores, González Bernal subrayó el apoyo, reconocimiento, estímulo y trascendencia social que tienen estos premios y contó la historia de Luciano que despertó el interés por el desarrollo de esta investigación tras padecer un ictus en un pueblo de la provincia de Burgos.

Los tres investigadores han trabajado en la determinación del tiempo empleado por el paciente en acudir a un centro hospitalario de tercer nivel tras el inicio de los síntomas de un evento ictal agudo, identificando posibles factores predictores de un mayor o menor retraso prehospitalario. La tesis de Raúl Soto "es una de las mejores tesis que yo he visto", ha señalado González.

En los últimos años, el ictus se ha convertido en un problema de salud pública de primer orden en los países desarrollados, al ser una de las causas más frecuentes de morbilidad y hospitalización neurológica, convirtiéndose en uno de los tres principales motivos de mortalidad junto con la cardiopatía isquémica y el cáncer. En España se producen 200.000 ictus al año, aproximadamente 1 cada 4 minutos.

Para determinar este tiempo diseñaron un estudio descriptivo, transversal, retrospectivo, en el que participaron todos los pacientes ingresados en la Unidad de Neurología del Hospital Universitario de Burgos (HUBU) entre el 1 de Septiembre de 2015 y 31 de Agosto de 2016, diagnosticados de ictus isquémico o hemorrágico. Las variables socio-demográficas, clínicas, conductuales, cognitivas, contextuales y emocionales se compararon con el tiempo transcurrido desde el inicio de los síntomas hasta la llegada del paciente al hospital.

Los resultados obtenidos permitieron afirmar que el retraso prehospitalario en el ictus continúa siendo la principal razón por la que solo un reducido número de pacientes se benefician de las nuevas terapias, impidiendo una mayor utilidad a nivel poblacional.

Premio a la trayectoria Universitaria. Durante el acto, el Consejo Social ha distinguido también el trabajo realizado por diez estudiantes del centro: Diego Miguel Lozano y Ángela Santamaría de la Fuente (Escuela Politécnica Superior); Ignacio Camarero Temiño y Marta Serrano Martínez (Facultades de Ciencias y de Ciencias de la Salud); Paula Antón Maraña y Guillermo Zorrilla Revilla (Facultades de Ciencias Económicas y Empresariales y de Humanidades y Comunicación), Cristina Martínez González y Marta Horcajo León (Facultad de Derecho y Escuela Universitaria de Relaciones Laborales); y Patricia Viñes Triviño y Soraya Mateo Gómez (Facultad de Educación).

Premio a la mejora de la gestión. En la categoría de mejora en la gestión, el Consejo Social ha premiado a María Natividad de Juan Barriuso y Lourdes Bustamante Diez, miembros del personal de Administración y Servicios de la UBU, por el proyecto 'Programa Aprendizaje-Servicio Universidad de Burgos'. Además, se han concedido también dos accésits, uno al investigador David Rodríguez Lázaro por el trabajo ‘La resistencia de los antimicrobianos a lo largo de la cadena alimentaria hasta el ámbito hospitalario: implicaciones económicas y sanitarias’ y otro al técnico en enseñanza virtual y desarrollo web Roberto Martín Puente por la aplicación circular para la gestión integral de los Trabajos Fin de Grado de la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales.

Para cerrar el acto, el rector Manuel Pérez Mateos ha felicitado a los premiados y, al igual que el presidente del Consejo Social, se ha referido a la necesidad de incentivar el mecenazgo. Ha hablado de la posición de la UBU en los ránking y ha señalado el papel del Consejo Social como vehículo que confía en la capacidad de la Universidad de investigación, formación, innovación, internacionalización y facilita la empleabilidad de los egresados.