El albergue de Aranda reabrirá sus puertas en breve

B.A.
-
El albergue de Aranda reabrirá sus puertas en breve

El Ayuntamiento ha invertido en esta instalación cerca de 300.000 euros y prevé sacar próximamente el pliego para licitar su gestión. El albergue lleva cerrado desde el año 2010 y tiene una capacidad máxima para 90 personas

El Albergue Juvenil Las Francesas ya está prácticamente listo para acoger a los primeros huéspedes, solo falta que el pliego para proceder a licitar su gestión se apruebe, se publique y finalmente se adjudique. Tras nueve años cerrada, esta instalación municipal volverá a abrirse al público (podría ser durante el verano, según la alcaldesa) tras una inversión en mejoras próxima a los 300.000 euros.

La concejala de Juventud, María Ángeles Marín, y la alcaldesa de Aranda, Raquel González, hicieron ayer un recorrido por las renovadas instalaciones para informar de las actuaciones llevadas a cabo. Entre las muchas mejoras se encuentran: la sectorización del albergue, la renovación de la carpintería exterior e interior, la colocación de puertas cortafuegos, la construcción de baños adaptados, la instalación de suelos laminados, pintura, bajada de techos, alicatado de algunos baños o la sustitución de la campana de extracción de la cocina, que ha supuesto 20.000 euros. «Aunque no se ve también ha sido importante la inversión en un sistema de individualización del gasto de la calefacción», explicó la concejala, ya que el albergue ocupa parte de la planta baja y la primera de este edificio municipal. 

El pliego mediante el cual se licitará su explotación ofrecerá esta por un periodo de cuatro años con un canon de 34.800 euros, es decir 8.700 anuales. «Además, la cafetería y el comedor estarán abiertos para el público en general, no solo para los usuarios del albergue», recordó la alcaldesa, que también afirmó que la inversión directa, lo que se ha pagado a las 14 empresas que han participado en su reforma, han sido 292.000 euros. «A esto hay que sumar el coste de los dos talleres de empleo con los que se iniciaron las obras para renovar el albergue». Esta instalación cuenta con un total de 1.575 metros cuadrados repartidos entre la cafetería, el comedor, la cocina, salas comunes, baños y habitaciones, tanto dobles como múltiples, hasta alcanzar una capacidad máxima de 90 personas.