Primaria implantará ecografías y otras pruebas

Ángelica González
-

Ha creado ya un grupo de trabajo con Oftalmología para la realización de retinografías en pacientes diabéticos y tiene pendiente otro con Dermatología

Primaria implantará ecografías y otras pruebas - Foto: Alberto Rodrigo

Ocurre muchas veces en el ámbito sanitario. Un determinado interés profesional de un médico se convierte en el punto de partida de una oferta asistencial que con el tiempo se convierte en un servicio imprescindible. Así ha pasado en Briviesca, donde la especial pericia y formación en la utilización del ecógrafo por parte de un facultativo ha convertido a su centro de salud en el único de toda la provincia de Burgos en hacer ecografías. De esta circunstancia se cumplen ahora diez años y en todo este tiempo han sido más de 15.000 las que se han realizado por parte de dos médicos, Carmelo Herrera y Pedro Bañuelos, y que, por tanto, no se han derivado al servicio de Radiología del hospital de referencia, en este caso el Universitario de Burgos. «Esto ha descargado mucho, lógicamente, las listas de espera y ha facilitado que los pacientes hayan sido dirigidos a la especialidad que necesitan de forma directa y ahorrando tiempo a todo el mundo», explicó la directora médica de la Gerencia de Atención Primaria, Pilar San Martín. 
Sin esta prueba, que es como están en la actualidad la mayoría de los centros de salud, el médico de Familia tiene que derivar al paciente a Radiología si sospecha de alguna patología, luego llega la cita; después, el resultado de la ecografía se traslada al médico y ante los resultados éste decide si envía al enfermo a otro especialista, un tiempo -en muchas ocasiones largo- que se evita teniendo este aparato y sabiendo utilizarlo. 
La buena experiencia de Briviesca ha impulsado a la Gerencia de Atención Primaria a plantearse la extensión de las ecografías en el resto de los centros de salud y la incorporación de otro tipo de pruebas diagnósticas. El objetivo es, en palabras del gerente, Santiago Rodríguez, dar una atención al paciente de mayor calidad, descongestionar las listas de espera y, por tanto, el sistema, y poner en valor la Atención Primaria. Para ello cuentan ya con un grupo importante de facultativos que han recibido la formación necesaria en ecografías precisamente de los médicos de Briviesca, que también forman a médicos internos residentes (MIR)que llegan incluso de hospitales de otras provincias: «Hay profesionales de otras comunidades autónomas que piden venir a Briviesca a formarse y eso ha hecho hasta que tengan lista de espera. La razón es que son muy buenos en ello y lo hacen a mayores de su trabajo en consulta, incluso citando a pacientes durante las guardias», añade San Martín, quien explicó que la semana pasada ya se ha celebrado un curso que ha tenido sus quince plazas ocupadas y que en estos días se hará un segundo. El año que viene se han propuesto otros cuatro y otro para residentes. 
Burgos cuenta con seis ecógrafos en toda la provincia aunque salvo el de Briviesca, los gestores de la Primaria reconocen que el resto está infrautilizado. Así, hay dos en Miranda de Ebro, 1 en Aranda y dos en Burgos, uno en el centro de salud Cristóbal Acosta (que se está empleando para investigación, en concreto para un estudio nacional sobre factores de riesgo cardiovascular en la población española) y otro que se acaba de traer de un centro de salud rural donde no se empleaba y que se está usando, precisamente en estos cursos de formación. Alguno ya se ha quedado obsoleto, por lo que será necesario cambiarlos, para lo que ya se cuenta con el visto bueno de la Consejería de Sanidad, que apoya esta iniciativa de extender las pruebas a un mayor número de centros de salud, como se está haciendo en otras provincias. (Más información en edición impresa)