Concurso para explotar las áreas de Briviesca y Pancorbo

P.C.P.
-
Concurso para explotar las áreas de Briviesca y Pancorbo - Foto: Diario de Burgos Patricia González

Fomento exige un canon anual que no podrá ser inferior a 153.612,75 euros en el caso de las instalaciones de la Bureba y a 149.103,86 en el de Pancorbo. El concurso de explotación sale por 5 años

El Ministerio de Fomento ha sacado a concurso los contratos de explotación de dos de las áreas de servicio de la autopista AP-1 Burgos-Armiñón, la primera en España que concluyó su contrato de concesión y, por tanto, levantó el peaje y pasó a depender del Estado.
Según el anuncio publicado hoy en el Boletín Oficial del Estado, el contrato por 5 años de la estación de servicio de Briviesca está valorado en 58,36 millones, y el de la del Desfiladero, en 52 millones. Sin embargo, el canon anual que el concesionario se compromete abonar no podrá ser inferior a 153.612,75 euros en el área de la Bureba y a 149.103,86 en el caso de las instalaciones de Pancorbo.

Las empresas interesadas en gestionar estos establecimientos cuentan con plazo para presentar sus ofertas hasta el 27 de febrero, en el caso de la de Desfiladero, y hasta el 6 de marzo en el de Briviesca.
El contrato se resolverá en abril, toda vez que las aperturas de los últimos sobres de las ofertas, los de la propuesta económica, se han fijado para comienzos de ese mes.

Queda pendiente de licitación la tercera área de servicio, la de Quintanapalla, cuya concesión saldrá con un canon anual mínimo de 208.630,96 euros.

Fomento saca a concurso estas estaciones de servicio para ceder su explotación a empresas privadas y que sigan así funcionando una vez concluido el contrato con la exconcesionaria de la vía, el grupo Itínere, que se sigue haciendo cargo de su mantenimiento mediante un acuerdo con el Ministerio de Fomento mientras se licita un nuevo contrato de explotación.