Jorge Tudanca estrena película el día 13 en Burgos

S.F.L.
-

'Una escalera hacia la luna' se proyectará en La Estación. Las entradas se compran en Viñetas

El director de cine oniense Jorge Tudanca estrenará su nueva película, Una escalera hacia la luna el 13 y 14 de diciembre en La Estación de Burgos. Para ambos días se han establecido dos pases, a las 17:00 y 19:00 horas y las entradas, que tienen un valor de 5 euros, pueden adquirirse en la librería Viñetas  de la capital (calle SanCarlos). El trabajo también se proyectará en Oña, Belorado y Madrid, aunque las fechas aún se desconocen. 

En cada una de las sesiones habrá un coloquio con Tudanca y con el productor, Ramón Caramés, donde expondrán historias del rodaje y responderán a las preguntas que el público formule.
El segundo largometraje dirigido por el joven se caracteriza porque todos los actores que participan son aficionados.El rodaje se trasladó durante los meses de verano a Belorado, Tamayo (Oña), los bosques cercanos al Salto del Nervión y las montañas de Ramales de la Victoria.

La película aborda dos líneas argumentales, la de René, un joven francés que vive con su madre y que al llegar la Primera Guerra Mundial decide partir a Verdún para servir a su país, y la de Nick, un fotógrafo canadiense que consigue a una temprana edad un gran prestigio y a través de la orden de un ministro de guerra, viajará hasta Francia para retratar el conflicto bélico a través de su cámara.

Jorge Tudanca estrena película el día 13 en BurgosJorge Tudanca estrena película el día 13 en Burgos

Para este nuevo proyecto se ha requerido aumentar el equipo de trabajo con respecto a su anterior film Relatos de Eleria, el viaje de Gawain. En concreto, han necesitado a un ayudante de dirección que se ha encargado de dirigir a diez actores principales, secundarios y extras. Diego Prior ha tomado los mandos como director de fotografía.

Tudanca se acuerda de la «emoción» con la que vivió el momento de rodaje en la trinchera de Belorado. El director, fan de los planos secuencia, también forma parte del elenco de actores.

Uno de los peores momentos que los jóvenes recuerdan tuvo que ver con el vestuario. A una semana de comenzar la grabación, la empresa que les iba a facilitar la ropa les dejó en la estacada. Ahora se lo toman con humor pero el asunto les provocó verdaderos quebraderos de cabeza.