Devoluciones y destinos de playa

B.G.R.
-

Roberto Ballesteros levantó el lunes la persiana de su negocio. Sigue con la gestión de cancelaciones pero ya ha realizado nuevas reservas

Las agencias han comenzado a realizar algunas reservas. - Foto: Beatriz Montero

Tal y como está ocurriendo en el sector de la hotelería, hay empresarios que se han adelantado a las previsiones de apertura de sus patronales, en este caso Abeav, que pasan por que el grueso de los negocios abra sus puertas a finales de este mes o principios de julio. Roberto Ballesteros, de la firma Receto Viajes, en la Plaza Mayor, lo hizo el pasado lunes, adoptando todas las medidas de seguridad, mamparas incluidas, por varias razones, una de las cuales es «iniciar la actividad» después de más de dos meses con las persiana bajada, aunque haya mantenido la atención telefónica durante este tiempo.
No es el único motivo. Ballesteros explica que su decisión también ha estado motivada por la gestión de devoluciones ante las llamadas de clientes preguntando por  su reapertura, a lo que añade también un aspecto positivo que tiene que ver con la entrada de reservas nuevas para los próximos meses. «Ya hay algún interés en este sentido», explica, haciendo referencia a destinos como zonas de costa del sur, Islas Canarias y rutas por Asturias y Galicia. Lo que no se están dando son viajes de larga distancia ante la incertidumbre de las restricciones que puedan fijarse en otros países: «Por el momento nadie ha preguntado porque la gente aún no se atreve con esos destinos».
A pesar de todo, asegura que las anulaciones siguen superando con creces en número a las nuevas reservas. Porque, por el momento, explica que después de todas las cancelaciones que se han dado desde antes del estado de alerta, se mantienen las que se había realizado para el mes de julio, aunque en algunos casos «están en el aire», sobre todo las de recorridos contratados fuera del territorio nacional. 
Se queja también de la falta de garantías por parte de las administraciones para asegurar los viajes, sobre todo cuando el verano está a la vuelta de la esquina. «El cliente tiene que estar informado de que ante cualquier cancelación las compañías son reticentes a la ahora de realizar los reembolsos o los bonos de viaje», manifiesta, al tiempo que subraya, no obstante, que se han flexibilizado otras cancelaciones de tal forma que «cualquier reserva pueda ser devuelta casi hasta la víspera de la misma». 
Ballesteros subraya que la situación para el sector «es muy complicada», entre «lo que no se ha vendido y el hecho de que lo comercializado se ha devuelto». Cree que la mayoría de las agencias irán abriendo este mes de forma progresiva, principalmente los autónomos como es su caso, y confía en que la entrada en el escenario 2 del plan de transición traiga consigo una mayor demanda de clientes que el «goteo» que se estará registrando ahora. No obstante, prevé que el público esperará a última hora a contratar «para ver cómo evoluciona la situación», además de que, según precisa, debe tenerse en cuenta la «pérdida de poder adquisitivo» de clientes cuya situación laboral haya empeorado.