Rohani dialogará con EEUU si retira las "sanciones ilegales"

Europa Press
-

El presidente iraní defiende que se sentará a hablar con Trump si da marcha atrás en su bloqueo y responde a la propuesta de Macron de una futura reunión alegando que "no solo busca una foto con alguien", sino un acuerdo

El presidente iraní, Hasán Rohani, ha asegurado hoy que está dispuesto a dialogar con Estados Unidos, pero para que esto ocurra ha dejado claro que primero se deben levantar las "sanciones ilegales" impuestas contra Irán. 
"Si quieren más seguridad en la región y quieren tener mejores relaciones con los países regionales, si aseguran no querer nada de Irán, entonces deben dar marcha atrás en las sanciones", ha sostenido Rohani. 
El mandatario ha asegurado que Teherán no construirá armas nucleares no porque Estados Unidos se lo diga sino porque es su propia creencia y el líder supremo iraní, Alí Jamenei, así lo ha indicado. En este sentido, ha defendido que si esta es la "única preocupación" que tiene Washington respecto a Teherán, entonces ya está "resuelta". 
Rohani dialogará con EEUU si retira las Rohani dialogará con EEUU si retira las "sanciones ilegales" - Foto: ABEDIN TAHERKENAREH ABEDIN TAHERKENAREH"La puerta no puede abrirse a menos que deis el paso de retirar todas las sanciones ilegales e injustas contra Irán", ha advertido Rohani, según informa la agencia iraní Mehr. "Siempre hemos estado dispuestos a conversaciones y aún lo estamos", ha añadido el mandatario, si bien ha aclarado que Teherán no busca "una simple foto con alguien". 
Las tensiones entre Teherán y Washington han aumentado desde que el presidente estadounidense, Donald Trump, sacó a su país del acuerdo nuclear de 2015 el pasado mes de mayo y ha vuelto a introducir sanciones contra Irán.

Encuentro entre Rohani y Trump 

El presidente de Francia, Emmanuel Macron, anunció ayer gestiones para que, "en las próximas semanas", pueda haber un encuentro entre Rohani y Trump, si bien este último ha matizado que esta reunión solo tendrá lugar "si las condiciones son las correctas". 
Irán ha sido uno de los temas que ha marcado la cumbre del G7, celebrada el pasado fin de semana, entre otras razones por la inesperada visita del ministro de Exteriores iraní, Mohamad Javad Zarif, en pleno debate político por la continuidad o revisión del acuerdo nuclear suscrito en 2015 y que Trump sigue tachando de "ridículo". 
Trump está dispuesto "si las circunstancias son las correctas" y, aunque ha insistido en que él nunca habría firmado el acuerdo de 2015 --impulsado por su predecesor en la Casa Blanca, Barack Obama-- tiene "buenas sensaciones" sobre la posibilidad de lograr algún tipo de acuerdo. 
Para el mandatario estadounidense, las líneas rojas pasan por garantizar que Irán no obtenga armamento atómico, que ponga fin a las pruebas de misiles balísticos y ampliar las obligaciones de un hipotético acuerdo "a un período más largo de tiempo". En cuanto a una posible compensación estadounidense a Irán por las sanciones, Trump se ha cerrado en banda a esta opción. 
"Si es necesario hablar con alguien, lo haremos; si es necesario resistir, nos defenderemos", ha señalado por su parte este martes Rohani. "Si alguien está intentando intimidarnos, plantaremos cara al abusón", ha añadido, asegurando que Irán "no busca la tensión con el mundo" sino que su fin último es "preservar su dignidad y poder".