scorecardresearch

Detenido un varón e investigada su pareja tras una discusión

DB
-

Los hechos ocurrieron anoche en una vivienda de la carretera Poza. La mujer no fue arrestada por tener al cuidado a hijos menores, uno de ellos lactante

Según reconocieron ambos, la discusión empezó por algo relacionado con un teléfono móvil. - Foto: Valdivielso

La Policía Local detuvo anoche en Burgos a un varón por un presunto delito de violencia de género e instruyó diligencias contra su pareja por supuestos malos tratos en el ámbito familiar tras los hechos ocurridos en un domicilio de la carretera Poza.

Una llamada en torno a las 23.25 horas avisaba de un posible delito de violencia de género en una vivienda de Burgos capital y al lugar acudieron efectivos de la Policía Local.

Una vez en el edificio, dos agentes femeninas de la sección de UPC y Atestados de la Policía Local se entrevistaron con la mujer, que manifestaba haber sufrido varias agresiones por parte de su pareja durante una discusión. Ella declara que había sido agarrada de los brazos para impedir que cogiera un teléfono móvil -motivo de la discusión-, tras lo cual comenzó un forcejeo durante el que reconoció haber causado igualmente arañazos en el cuello a su pareja. En ese momento, el varón intentó abandonar el domicilio y, cuando ella lo intentaba impedir, recibió un cabezazo en la frente.

Por su parte, otros dos agentes entrevistaron al varón, quien se refirió al suceso en los mismos términos, añadiendo que el golpe con la cabeza fue fortuito y fruto del forcejeo.

Escuchadas ambas partes y comprobadas las lesiones, los agentes de la Policía Local procedieron a la detención del varón por un presunto delito de violencia de género e instruyeron diligencias contra la mujer por un presunto delito de malos tratos en el ámbito familiar. La mujer no fue detenida por tener al cuidado hijos menores, uno de ellos lactante, pero fue informada de su condición de investigada.

También fue requerido un servicio sanitario para atender a la mujer, mientras que el varón fue trasladado a los servicios de urgencias del HUBU para la valoración de las lesiones y, posteriormente, entró al calabozo.