scorecardresearch

ASTI desarrolla un robot de desinfección frente a la COVID

ICAL
-

ZenZoe inactiva la carga vírica del virus en un 99,99% por su movimiento continuo y su luz ultravioleta. Está pensado para hospitales y centros sanitarios, pero también para hoteles, centros educativos y deportivos, oficinas, comercios o industrias

ZenZoe es un robot móvil que inactiva la carga vírica del COVID19 en un 99,99% y que es desarrollado por dos empresas de Castilla y León. - Foto: ICAL

Las empresas ASTI Mobile Robotics y BOOS Technical Lighting han desarrollado un robot móvil de desinfección contra la covid-19, ZenZoe Robot, que utiliza la luz ultravioleta (UV-C) para eliminar gérmenes y patógenos tanto en el aire como en superficies y objetos.

La radiación emitida por el robot, que puede moverse por las instalaciones que se desea desinfectar, logra una reducción de la carga vírica y bacteriana de hasta el 99,99 por ciento, según explicó ASTI en un comunicado.

Las empresas de Castilla y León, la burgalesa ASTI Mobile Robotics y la vallisoletana BOOS Technical Lighting han desarrollado un robot móvil de desinfección contra el Covid-19, ZenZoe Robot, que utiliza la luz ultravioleta (UV-C) para eliminar gérmenes y patógenos tanto en el aire como en superficies y objetos. La radiación emitida por el robot, que puede moverse por las instalaciones que se desea desinfectar, logra una reducción de la carga vírica y bacteriana de hasta el 99,99 por ciento, según explicó ASTI en un comunicado.
Según señalan, el diseño exclusivo de la lámpara, en materia de potencia, intensidad y dimensión, combinada con el movimiento continuo del vehículo, favorece una cercanía a las zonas críticas a desinfectar, así como minimizar los espacios de sombra y maximizar la desinfección en planos horizontales y verticales en tiempo récord.

El nombre elegido para estos productos, ZenZoe Robot, es un homenaje a los sanitarios y su lucha contra las enfermedades, ya que combina Zen, procedente del nombre de la enfermera que ayudó a erradicar la viruela en Filipinas y Latinoamérica, Isabel Zendal; y la primera doctora farmacéutica en España, Zoe Rosinach Pedrol.

Asimismo afirman que este producto es una solución de desinfección basada en tecnología española, cuyas longitudes de onda y la intensidad UV-C son "las más apropiadas para proporcionar una eliminación de covid-19 eficiente en el menor tiempo posible".

"La radiación ultravioleta, lejos de otros productos químicos como el ozono, no solo es una solución respetuosa con el medio ambiente, sino que además no es tóxica, por lo que no precisa un tiempo de espera para que se pueda volver a utilizar la instalación desinfectada", subrayan.

Ayudar a combatir la covid-19. La consejera delegada de ASTI Mobile Robotics, Verónica Pascual, explica que el desarrollo de este robot de desinfección, junto con BOOS Technical Lighting, surgió de la necesidad de ambas compañías de contribuir y ayudar a combatir la covid-19. En este sentido, señala que sentían "la corresponsabilidad de contribuir con toda humildad pero con toda contundencia" a la lucha contra el coronavirus con la aportación de una tecnología innovadora y eficiente de desinfección con resultados contrastados, un asunto que, como resalta, "nos afecta a todos" en esta crisis sanitaria y que está sustentada sobre dos principios necesarios: "la sistematización de la desinfección (robótica móvil) y la reducción del tiempo de desinfección facilitando que se pueda repetir muchas veces en el día".

"Un acercamiento proactivo a un problema de infección y propagación del virus, la implicación directa de todos los niveles de ambas organizaciones y un espíritu dinámico, innovador y abierto, ha dado como resultado un producto que ha demostrado, que desinfecta, con una  mayor eficacia, velocidad y eficiencia que ningún otro, y que actúa de manera letal sobre cualquiera de los patógenos objeto de preocupación actualmente", apunta el  director general de BOOS Technical Lighting, Alfonso Vázquez de Prada.

La gama de producto de ASTI Mobile Robotics y de BOOS Technical Lighting ha sido verificada en el laboratorio NBQ del INTA (Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial), en colaboración con la UME (Unidad Militar de Emergencias), tras haber sido sometida a pruebas que contrastaron la reducción de la carga vírica en diferentes superficies.

El uso de este sistema no se limita solo a los hospitales o emplazamientos sanitarios, sino que se puede también implementar en aplicaciones hoteleras, educativas, deportivas, oficinas, comerciales e industriales, puesto que es una solución ideal para reducir la propagación de cualquier virus o bacteria en entornos de uso y tránsito cotidiano.