scorecardresearch

La ilusión de competir ante un rival Asobal

Á.O.
-

Nacho González, técnico del UBU San Pablo Balonmano Burgos, se centra en la eliminatoria de Copa del Rey de este sábado en Esplugues con «el objetivo primordial» de «ganar para avanzar de fase» y medirse a un rival de élite

Nacho González, durante un entrenamiento. - Foto: Luis López Araico

El UBU San Pablo Balonmano Burgos encadena dos derrotas consecutivas en un inicio liguero algo decepcionante, pero este sábado (18.15 horas) tiene un encuentro que puede servir para cambiar la cara al equipo. Visitan la cancha del recién ascendido Esplugues en una primera eliminatoria de Copa del Rey que Nacho González, técnico del bloque rojinegro, considera «ilusionante» por «poder enfrentarnos a un equipo Asobal en la próxima eliminatoria».

La última decepción en El Plantío fue especialmente dolorosa, pues Novás sacó los dos puntos en un partido que parecía controlado y que se tiró a la basura en los minutos finales: «Mejoró notablemente tanto la imagen como el rendimiento en todas las fases del juego. Enfrente teníamos un equipo mucho más potente y de mucho nivel que la temporada pasada ya quedó por delante de nosotros», recuerda el técnico, que asume que «no supimos gestionar los minutos finales» en «un partido para habernos llevado los dos puntos».

Ese no lo fue del todo, pero la jornada volvió a deparar resultados sorprendentes: «Todo este octubre vamos a seguir viendo resultados extraños. En teoría, equipos que no son tan fuertes pero que mantienen la plantilla son los que dan un rendimiento más alto», reitera González.

Y tras una victoria ajustada y dos derrotas, llega la Copa del Rey, que llevará al UBU San Pablo a Barcelona para medirse a un equipo que ha empezado peor, cosechando tres derrotas. «Nosotros necesitamos ganar, en este caso, para avanzar de fase y coger sensaciones. Ese tiene que ser nuestro objetivo primordial aunque sea una competición en la que todos conocemos al campeón», afirma en referencia al Barcelona, ganador de las últimas ocho ediciones del torneo.

Pese a no tratarse de la liga, el técnico vallisoletano no pretende restar importancia a esta competición: «Tenemos que seguir avanzando en nuestro modelo de juego. Al final, si agitas esto demasiado la gente se vuelve loca. Tenemos que asentarnos, mantener una idea de juego y ser cada vez más estables», expone convencido.

Esplugues. Al ser uno de los equipos del primer bombo, al Balonmano Burgos le toca hacer un largo viaje hasta Barcelona para medirse a un rival que «mantiene la dinámica ganadora del año pasado», según Nacho González. «Existe lo del pequeño contra el grande. Son recién ascendidos, todo lo que les sucede es nuevo, tienen mucha ilusión y eso es un punto importante. Juegan muy bien, el año pasado no era favorito al ascenso e hizo una fase extraordinaria», añade.

Pero Nacho González prefiere centrarse en los suyos: «Al igual que hemos mejorado, debemos seguir avanzando, saber romper los partidos cuando los tenemos que romper y madurar los minutos finales», concluye.