Valencia y Sevilla firman tablas en un partido bronco

EFE
-

El encuentro, en su recta final, subió aún más de revoluciones con los dos equipos en busca de la victoria pero el gol había dado nuevos bríos a los de Mestalla pero todo acabó con los 'chotos' volcados y acorralando a su rival (1-1)

Valencia y Sevilla firman tablas en un partido bronco - Foto: Maria Jose Segovia / AFP7

Valencia y Sevilla firmaron tablas (1-1) en un duelo bronco e intenso como acostumbran ser los que enfrenta a ambos equipos y en el que los locales fueron de menos a más mientras que su rival protagonizó una trayectoria inversa.
Tras una igualada primera parte, el Sevilla aprovechó su ocasión en la prolongación de este primer tiempo para marcar un gol que dejó tocados a los valencianistas durante buena parte de la segunda mitad pero logró reaccionar hasta lograr el empate a diez minutos del final.
El Sevilla tuvo una mejor puesta en escena que el Valencia. Poco a poco se fue adueñando del balón, con una abrumadora diferencia en la posesión de la pelota entre uno y otro equipo en los primeros compases del choque.
Valencia y Sevilla firman tablas en un partido broncoValencia y Sevilla firman tablas en un partido bronco - Foto: Maria Jose Segovia / AFP7El dominio del Sevilla apenas estuvo acompañado de situaciones de riesgo para la meta de Cillessen salvo un balón que se paseó por su área sin encontrar rematador poco antes de que el Valencia despertase de su letargo inicial.
Así, espoleado por los jóvenes Ferran Torres y Kang In, el equipo de Albert Celades empezó a quitarse de encima el dominio de los de Julen Lopetegui e inquietar a Vlacic y superado el cuarto de hora del choque Soler, Paulista, Maxi Gómez y Kang In acumularon ocasiones en el marco visitante.
El partido dio un giro importante con respecto a su inicio, con un equilibrio de fuerzas aunque quizá con los locales llegando con más frecuencia al área rival.
Valencia y Sevilla firman tablas en un partido broncoValencia y Sevilla firman tablas en un partido bronco - Foto: MANUEL BRUQUEAntes de cumplirse la media hora de juego, el sevillista Escudero tuvo que abandonar el terreno de juego tras un golpe en la cara de su compañero Diego Carlos al intentar despejar un balón aéreo. Fue sustituido por Gudelj.
En el último tercio de este periodo las fuerzas se nivelaron por completo y el ritmo decayó por completo por los parones que sufrió el choque, primero por la lesión de Escudero, y a cinco minutos del descanso por la sufrida por Coquelin, que fue relevado por Kondogbia.
Pero en la larga prolongación de seis minutos de este primer tiempo por las lesiones en ambos equipos, el Sevilla logró adelantarse en el marcador por mediación de Ocampos, que completamente solo en el centro del área fusiló a Cillessen aprovechando un pase desde la banda de Fernando.
Al poco de iniciarse la segunda parte el uruguayo Maxi Gómez tuvo el empate en sus botas, pero su disparo cruzado lo sacó con un brillante intervención el meta sevillista Vaclík con un buena mano abajo.
Si embargo, con el paso de los minutos el Sevilla se hizo con el partido ante un Valencia sin ideas, muy tocado anímicamente y que durante muchos minutos se mostró sin capacidad de respuesta ante el control del balón del rival.
El duelo se endureció y el Sevilla, con ventaja en el marcador, trataba de ralentizar al máximo el partido y que no tuviera continuidad, pero en el último cuarto de hora el Valencia se rehizo y creció hasta lograr el empate en un gran cabezazo de Rubén Sobrino tras un centro perfecto de Parejo poco después de que se anulara un gol de Vallejo por fuera e juego.
El partido, en su recta final, subió aún más de revoluciones con los dos equipos en busca de la victoria pero el gol había dado nuevos bríos a los de Mestalla, que jaleados por su público se fueron a por un segundo gol que finalmente no llegó pese a que el partido acabó con el Valencia volcado y acorralando a su rival.

 

Por otro lado

El Levante sorprendió a la Real Sociedad en San Sebastián con los goles de Enis Bardhi y Borja Mayoral que despertaron del sueño de pelear por el liderato de LaLiga al equipo local que acortó distancias en el inicio del segundo tiempo con el tanto, insuficiente, de Willian José.
El encuentro arrancó con un ritmo alto, alejado de la previsión que apuntaba hacia un partido trabado. El Levante, inesperadamente, se fue de forma descarada a por el gol que no encontró en un remate de Morales por una gran acción de Remiro en la portería local.