Wifinor duplica las altas de internet en pueblos pequeños

A.C.
-

La empresa medinesa, que utiliza el sistema WiMAX de transmisión de datos por ondas de radio, trabaja a destajo para dar respuesta a la demanda

Wifinor duplica las altas de internet en pueblos pequeños

"Sigue habiendo muchísimos lugares, la mayoría de los núcleos de población de menos de 500 habitantes, donde sigue sin llegar la fibra óptica ni internet de calidad". Daniel Ruiz-Bravo, creador de Wifinor, el operador de WiMAX con mayor cobertura en España, lo sabía cuando fundó su empresa en 2014 y estos días lo está corroborando. El confinamiento y, sobre todo, el teletrabajo y la necesidad de una velocidad y calidad adecuadas de internet en los hogares, han duplicado las altas y bloqueado su centralita con más de un centenar de llamadas semanales. No todos los negocios cierran o van al ralentí. Algunos, como éste, han aumentado su actividad.
"Todas las peticiones son urgentes, para ayer y es un poco locura", admite, pero el trabajo va saliendo, a una media de veinte altas por semana, dado que las medidas de protección que exige la alerta sanitaria, ralentizan el ritmo de trabajo. Las zonas del Valle de Losa y el Valle de Mena junto con el entorno de Espinosa de los Monteros han sido las que más peticiones han realizado a Wifinor, que da cobertura a prácticamente toda la provincia. Por comarcas, Las Merindades ha sido la que más trabajo le ha dado desde que se decretó el estado de alarma y la conectividad comenzó a ser uno de los bienes más preciados después de la salud, por supuesto, y los alimentos y medicamentos. Los nuevos clientes de internet de Wifinor, dado que durante estos días está prohibido realizar portabilidades de teléfonos móviles o fijos, necesitan calidad suficiente para instalar escritorios remotos, conexiones VPN -red virtual para conectarse con seguridad-, Skipe u otros sistemas de videoconferencia.
Por desgracia, esta situación ha cogido a la empresa cuando justamente estaba instalando un nuevo repetidor híbrido, solar y eólico, ubicado en el Alto de la Guardia que dará servicio a la zona este del Valle de Losa, donde se ubica Quincoces y las localidades de su alrededor. En pocos días podría estar ya operativa para ofrecer hasta 30 megas en verano e incluso mas, si la demanda lo exige.
35 torres. Wifinor, que cuenta con 35 torres desde donde su señal puede llegar a 60 ó 70 kilómetros de distancia, dará servicio desde 40 ó 42 cuando acabe el año. Ruiz-Bravo, que no ha parado de reinvertir desde 2014 y que hace solo cinco meses que contrató a su primer empleado, un técnico de telecomunicaciones, tiene proyectos en marcha en el entorno de Arija y el Valle de Valdebezana y Valdeporres, así como en otros puntos de la provincia, como la Sierra de la Demanda, Estépar, las zona de Villadiego, Pancorbo y Tierra de Lara.
En la actualidad, Wifinor tiene medio millar de clientes sin obligaciones de permanencia en 400 pedanías de la provincia, pero podría dar servicio con la tecnología ya instalada a un millar de núcleos de población, donde reside una población de unas 100.000 personas. Uno de los puntos donde más clientes ha sumado es Frías, una ciudad turística que recibe 85.000 visitantes al año y donde "los bares y restaurantes apenas podían cobrar con tarjeta debido a los problemas de conectividad", señala Daniel Ruiz-Bravo. Su tecnología WiMAX resolvió el problema a finales del pasado verano y cada vez son más los clientes de Wifinor en la localidad medieval. Por este motivo, los 30 megas de velocidad que ahora ofrece a los fredenses se incrementarán a entre 40 y 50 a finales de año con nuevas inversiones.
Además y mientras dure el estado de alarma, Wifinor ha proporcionado 5 gigas de regalo a todos sus clientes de telefonía móvil que tenían entre 3 y 5 gigas, además de subir a 8 megas la velocidad de trasmisión de datos de internet. De este modo, quiere colaborar con esta excepcional situación.