scorecardresearch

Burgos tiene la brecha inmobiliaria más baja del país

H.J.
-

La diferencia de precio entre la zona más cara y la más barata de la ciudad no llega al doble, mientras en Málaga o Madrid la horquilla se puede multiplicar por diez

Burgos tiene la brecha inmobiliaria más baja del país - Foto: Alberto Rodrigo

No es lo mismo la plaza de España que la Barriada Inmaculada, claro. Los pisos no cuestan igual en la zona más cara de Burgos que en la más barata, pero dentro de las notables diferencias existentes, la brecha de precios inmobiliarios es la más corta de todas las capitales españolas.

Así se refleja en el último informe de la sociedad de tasación Tecnitasa, que ha analizado el coste no solo en todas las cabeceras de provincias, sino también en un buen número de las localidades más pobladas. En lo que afecta a la capital burgalesa refleja que los precios más caros se encuentran en la intersección entre la avenida de la Paz y Reyes Católicos, con 2.100 euros por metro cuadrado para una vivienda tipo de 150 metros cuadrados que costaría 332.500 euros, mientras que los más caros se ubican en el barrio de Gamonal, con 1.200 euros de media para un piso de 90 metros y un precio total de 103.500.

Esa diferencia de precio coloca a Burgos como la menos desigual entre las capitales, seguida de Pontevedra (2.160 euros por metro cuadrado en las zonas de Sagasta, García Camba, Benito Corbal o Michelena y 1.155 en los barrios de Médico Ballina o Leandro del Río) y de Santa Cruz de Tenerife, donde se pagan 2.150 en la avenida Tres de Mayo y un poco menos de la mitad, 1.000 euros, si compras en el Barrio de La Salud. En la misma horquilla de los 800, 900 o 1.000 euros de diferencia entre los extremos encontramos a ciudades dormitorio de las grandes aglomeraciones urbanas como Fuenlabrada, Móstoles, Dos Hermanas o San Cristóbal de La Laguna .

Por el contrario, las diferencias son abismales, con hasta 10 veces más caras las zonas más pudientes respecto a las más humildes, en Málaga (5.200 euros/metro cuadrado en el Centro o la Malagueta frente a los 500 de Palma-Palmilla) o en Madrid, donde hay que gastarse 10.550 en la calle Serrano y únicamente 1.100 en San Cristóbal de los Ángeles.  Barcelona y Murcia son otros dos ejemplos de enormes horquillas de precios.

 

(Más información en la edición impresa de hoy de Diario de Burgos)