Padilla recupera dos mojones que formaron parte de la Vía Aquitana

I.P. / Padilla de Abajo
-

Durante siglos, ambos miliarios formaron parte de un muro junto a la iglesia, lo que ha supuesto su degradación. Ahora, una vez restaurados, se han instalado en el edificio municipal

Los dos miliarios se han instalado junto al nuevo acceso interior del edificio municipal, protegidos de la climatología. - Foto: DB

El Ayuntamiento de Padilla de Abajo, localidad perteneciente a la comarca Odra-Pisuerga, ha recuperado dos miliarios de más de 2.000 años que formaron parte de  la señalización de la calzada romana que atravesaba el municipio, en el tramo Sasamón-Herrera de Pisuerga. Se trata de dos piedras que tenían como función indicar la distancias cada 1000 pasos, algo similar a los mojones.
Durante siglos, ambos piedras formaron parte de un muro situado en el entorno de la iglesia, con lo que se fueron degradando por las condiciones climatológicas y actuaciones posteriores sobre dicha pared. Fueron ‘descubiertos’ y estudiados hacia el año 1973 por el catedrático de Arqueología burgalés J.A. Abásolo que descifró su leyenda. El Ayuntamiento les retiró del muro y ahora, tras un proceso de limpieza les ha instalado junto a una nueva entrada interior en arco de piedra que se ha ejecutado en el edificio municipal que, además del propio Ayuntamiento, alberga el consultorio médico, telecentro, una vivienda y dos salas de usos múltiples, con dos objetivos, protegerlos para que no se degraden más y mostrar a vecinos y visitantes estos dos hitos que forman parte de la historia de Padilla y la comarca, no en vano estaban enclavados en la Vía Aquitania, que parte de Zaragoza hasta Astorga, en León; según los datos estudiados pueden estar fechados en los años 23 y 26 antes de Cristo. La obra que ha realizado el Ayuntamiento para colocarles está a punto de terminar, pero se completará con un panel explicativo de la función que tenían ambos miliarios así como la leyenda que les acompaña. En uno de ellos queda bastante visible la inscripción segisamone.