Las empresas elevan un 12% su consumo eléctrico en tres años

J.M.
-
Las empresas elevan un 12% su consumo eléctrico en tres años - Foto: Alberto Rodrigo

Es la primera vez desde al menos 2005 en que la demanda de energía utilizada en Burgos supera a la de Valladolid

El consumo de energía eléctrica, uno de los termómetros con los que periódicamente se mide la evolución de la economía, volvió a superar en 2018 su récord histórico. El tejido empresarial burgalés, según los datos facilitados por el Ente Público Regional de la Energía de Castilla y León (EREN), fue el que tiró de ese crecimiento ya que por sí solo precisó el año pasado de cerca de 2,1 millones de megavatios/hora para el ejercicio de su actividad. Una cifra que, además de no haberse alcanzado nunca antes, representa un incremento del 11,7% respecto a los registros de hace apenas 3 años (algo más de 1,8 millones). Además, se trata de la primera vez desde al menos 2005 en que el consumo de la industria  burgalesa (la estadística incluye también al sector servicios) supera al de la vallisoletana.
Más en el corto plazo, los datos recopilados por la Administración regional y facilitados por las compañías Iberdrola, Gas Natural, Viesgo, Endesa y Red Eléctrica de España, mostraron que en 2018 se produjo un repunte del consumo de energía eléctrica del 3,7% respecto a 2017. Lo que vendría a confirmar que el año pasado fue también un ejercicio de crecimiento para la industria burgalesa. Lo que no se precisa son las cifras detalladas por meses, lo que permitiría analizar también si en la última mitad o en el último cuatrimestre del ejercicio se notó la desaceleración (que no recesión) sobre la que ha advertido en los últimos tiempos la patronal.
Lo cierto es que el consumo de energía eléctrica en la industria creció en 2018 por tercer año consecutivo, lo que permite intuir un incremento de la producción en las fábricas de la provincia de Burgos. Algo, por otra parte, que también se ha venido confirmando con la continua creación de empleo y con las importantes inversiones en los polígonos industriales de la capital.
Aunque en la última década el consumo de energía eléctrica por parte de la industria se ha llegado a reducir en 4 ejercicios (en 2009, 2011, 2012 y 2015), la evolución histórica muestra que estos baches son superados con creces en las épocas de crecimiento.
Así lo demuestra al menos que en 2018 el consumo de energía eléctrica en la provincia de Burgos haya duplicado al que había en 1996. Entonces la industria demandó un millón de megavatios/hora mientras que el ejercicio pasado precisó de más de 2 millones.
Se da la peculiaridad de que el récord histórico de consumo se produce en una coyuntura en la que, motivadas por la crisis, no han sido pocas las empresas que han implementado políticas de eficiencia para lograr ahorros en sus facturas. A la vista de los datos, medidas que no se han impuesto al crecimiento provocado por la mejoría en la producción.
Los datos facilitados por el EREN mostraron también un incremento del consumo de energía eléctrico en el ámbito doméstico respecto a 2017. Creció un 1,7% al rozar los 425.000 megavatios/hora.
En total, entre el sector industrial y de servicios y el doméstico, Burgos consumió el año pasado casi 2,5 millones de megavatios/hora. Es decir, un 3,4% más que en 2017.
La energía eléctrica que precisó la provincia en 2018 representó el 19,8% de toda la que se consumió en Castilla y León. Burgos va ganando peso ya que en 2006, antes de que estallara la crisis, acaparaba el 17,2% del total de la región.
Valladolid sigue siendo, debido a que tiene una población más elevada, la provincia que más consumo de energía realizó en 2018. En concreto, al superar los 2,6 millones de megavatios/hora. El 21% del total de Castilla y León, que se situó en casi 9,5 millones.
Más allá de Burgos y Valladolid, las provincias de Castilla y León que menos consumo de energía eléctrica tuvieron en 2018 fueron, por este orden, Ávila (623.213 megavatios/hora), Zamora (687.033),  Soria (745.331), Segovia (902.401),  Palencia (1.037.806), Salamanca (1.426.263) y León (2.021.750).