Aranda aprueba su Presupuesto en vísperas de la campaña

Adrián del Campo
-

El equipo de Gobierno del PP consigue los apoyos de Cs, RAP y UPyD para sacar unas cuentas que revierten el déficit económico

Aranda aprueba su Presupuesto en vísperas de la campaña

In extremis. En la víspera de la campaña electoral que arranca hoy  a las doce de la noche. Ese fue el momento en el que el equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Aranda consiguió, en su tercer intento, aprobar los Presupuestos Municipales de 2019. Lo logró en el pleno celebrado ayer gracias al apoyo de Ciudadanos, el RAP y UPyD  y frente al rechazo de PSOE, Sí Se Puede e Izquierda Unida. Todo esto completó una suma de once votos a favor y nueve en contra. 20 sufragios al faltar un concejal, Sergio Ortega, aunque esto irá más adelante.
Precisamente el momento en el que se aprobaron los presupuestos fue la gran causa del debate que se abrió en la sesión. Tanto el PSOE, como Sí Se Puede e IU hablaron de electoralismo y sobre todo acusaron al equipo de Gobierno del PP de «enfrentar» a la sociedad arandina al «atemorizar» a las asociaciones (culturales, sociales, deportivas...) con la posible pérdida de sus convenios, es decir, de sus ayudas municipales. Para estos partidos, el PP ha usado como una «artimaña» el informe del Estado en el que se niega la posibilidad de volver a aprobar los convenios nominativos con unos presupuestos prorrogados. Insistieron en que había alternativas y que todo era cuestión de «voluntad política». Como ejemplos pusieron varios ayuntamientos y administraciones, como la Junta, que conceden subvenciones con cuentas prorrogadas.
El portavoz del equipo de Gobierno, Emilio Berzosa, contestó que hay que «diferenciar entre convenios nominativos y subvenciones» y matizó que son los primeros y no las segundas, las que «no permite» reactivar con presupuestos prorrogados el informe recibido del Interventor General del Estado. El edil popular añadió que la aprobación de las nuevas partidas era la forma para poder conceder los 521.000 euros que el Ayuntamiento reparte a 59 colectivos locales.
En cuanto a la acusación de electoralismo por las fechas elegidas, el que dio una respuesta más amplia fue el portavoz del RAP, Eusebio Martín. El ahora único concejal localista incidió en que para él «lo mejor a nivel de estrategia política habría sido no posicionarse», pero tomó partida «por el interés de la ciudad». Eusebio Martín explicó que aprobar los presupuestos es algo que favorecerá al equipo de Gobierno resultante de las elecciones al habilitar dos millones de euros para inversiones, en lugar de dejar un déficit de 600.000 euros que era lo que arrojaban las cuentas anteriores. Esta idea la respaldaron PP, UPyD y Cs.
Las aclaraciones no convencieron a muchos. Entre ellos a Gete, de IU, que afirmó que los responsables del déficit eran los dirigentes del PP al haber aprobado varias plurianualidades y «gastar por encima de sus posibilidades». Tampoco convencieron a la líder del PSOE, Mar Alcalde, que acusó las formas del PP al no negociar con ellos las cuentas y, sobre todo, al convocar un pleno apresuradamente cuando faltaba  Sergio Ortega (algo que no hubiera cambiado nada porque el apoyo a las partidas fue de 11 votos frente a 9). La alcaldesa, Raquel González, rebatió las menciones personales del discurso de la socialista. Más allá de debates, Aranda aprobó un presupuesto de 31,2 millones de euros.

(Más información en la edición impresa)