Skul: The Hero Slayer

Sara Borondo
-

Skul: The Hero Slayer

Los roguelites siguen dando alegrías. En Skul el esqueleto protagonista debe enfrentarse al ejército humano y rescatar al rey demoniaco. Con un estilo pixel art, el jugador avanza con una acción frenética que simplifica el control visto en juegos similares aunque esto no significa que no tenga profundidad. El juego posee mucho combate y algunos ataques especiales como el lanzamiento de calavera o armas que cambian la forma del personaje y se pueden ir desbloqueando habilidades. Uno de los puntos fuertes es la historia que va contando cómo llegó Skul al reino del Rey Demonio y replantea quién es el héroe y quién el enemigo. Ha salido a la venta tras un tiempo en early acces en PC, además de en PS4, Xbox One y Switch.