Eléctrico, sin carné y 70 km de autonomía

SPC- Agencias
-

Citroën lanza el Ami, su nuevo eléctrico para «democratizar la movilidad en las ciudades»

Eléctrico, sin carné y 70 km de autonomía

La marca Citroën ha puesto a la venta su nuevo modelo Ami, un vehículo sin carné cien por cien eléctrico que dispone de 70 kilómetros de autonomía con el que la marca pretende democratizar la movilidad en las ciudades.
Con 2,41 metros de longitud y 1,39 metros de ancho, en el interior del Ami pueden viajar dos personas y se ofrece con hasta seis paquetes de equipamiento con diferentes colores disponibles.
La empresa ha iniciado su comercialización primero en Francia, mientras que hasta el segundo semestre del año no llegará a otros países como España o Italia.
Eléctrico, sin carné y 70 km de autonomíaEléctrico, sin carné y 70 km de autonomíaPerfectamente adaptado a una vida urbana en constante movimiento y en línea con la evolución de la sociedad, AMI dibuja una nueva movilidad y responde a la problemática urbana actual y futura. Todo se ha pensado para facilitar la vida diaria de los conductores, ya que permite acceder a todas las zonas de los centros urbanos, incluidas las de bajas emisiones. 
En la práctica, es un cuadriciclo ligero, que ofrece una conducción fluida sin embrague y una aceleración instantánea en el arranque, capaz de circular hasta a 45 km/h de forma silenciosa gracias a su tecnología cien por cien eléctrica. 
Ideal para efectuar numerosos trayectos en ciudad y acudir así a una cita, al trabajo o hacer la compra, por ejemplo, dispone de una autonomía de 70 kilómetros, una distancia claramente superior a la distancia media recorrida en uso urbano y periurbano. 
La recarga de su batería de iones de litio de 5,5 kWh se realiza fácilmente gracias al cable eléctrico situado junto a la puerta en el lado del pasajero. Una vez conectado el cable, bastan tres horas para una recarga completa en una toma convencional de 220 V. 
Muestra de una moderna visión del confort, la sensación de espacio interior queda reforzada por la luminosidad que invade el habitáculo. Y los múltiples huecos para guardar objetos contribuyen a facilitar la vida a bordo. 
Desde que se accede a bordo, ofrece un auténtico baño de luz gracias a sus amplias superficies acristaladas (parabrisas, cristales laterales y luneta trasera) y a un techo panorámico de serie. Esta carrocería refuerza la sensación de espacio para la persona que conduce y su acompañante. 
Las grandes puertas facilitan el acceso a bordo. Una vez en el interior, el espacio está optimizado para ofrecer un habitáculo funcional. La ubicación de los dos asientos simétricos ordenados de forma escalonada, genera una auténtica sensación de espacio y facilita la libertad de movimientos a los ocupantes tanto a la altura de los hombros como en el espacio para las piernas o para la cabeza. 
Único en su género y pensado como una alternativa al transporte público y al resto de medios individuales, Ami tiene una ventaja importante: una protección superior a la que ofrecen los vehículos de 2 o 3 ruedas y una independencia y un confort superior al transporte público. Gracias a su morfología, ofrece seguridad en la conducción urbana; con una amplia superficie de contacto con el suelo, estabilidad y libertad de movimientos. Su habitáculo cerrado y climatizado permite, por su parte, mantenerse al abrigo de las condiciones climatológicas adversas y aporta protección y confort a bordo.