scorecardresearch

Las caravanas no encuentran su sitio

F.L.D.
-

El retraso del nuevo párking del disuasorio y la instalación del circo detrás del Alcampo reduce a estos vehículos sus opciones de aparcar

Por la avenida de Castilla y León se ven unas cuantas casas rodantes desde hace unos días. - Foto: Jesús J. Matí­as

No lo tienen nada fácil al llegar a Burgos aquellos que gustan de llevarse, literalmente, la casa a cuestas de vacaciones. Especialmente aquellos que no quieren, o no pueden, quedarse unas noches en el Camping de Fuentes Blancas. En una aplicación de internet sobre destinos turísticos sigue apareciendo el párking junto al Alcampo como el lugar idóneo para quedarse unos días aparcados. Pero los que están llegando en los últimos días se encuentran una enorme carpa de un circo que reduce considerablemente sus posibilidades. La ausencia de espacio obliga a las autocaravanas a estacionar en cualquier aparcamiento, principalmente en los alrededores de la avenida de Castilla y León, aunque también en recintos como el de Santa Teresa o La Cartuja. 

Puede que gocen de más suerte los turistas que lleguen en las próximas semanas, que es cuando está previsto que terminen las obras de adecuación en el aparcamiento disuasorio de Las Torres, en Gamonal. El Ayuntamiento tiene previsto habilitar el espacio más próximo al Instituto Pintor Luis Sáez para que las autocaravanas tengan servicios mínimos (agua corriente, principalmente). Un recinto muy similar al que hasta ahora había en Farmacéutico Obdulio Fernández, pero más preparado para acoger a este tipo de usuarios.

Porque lo que existe frente al centro comercial Camino de la Plata no deja de ser una localización que se encuentra en un limbo legal, pues no es apta para el estacionamiento de este tipo de vehículos, pero tampoco los prohibe. Según la Ordenanza de Movilidad, pueden permanecer allí 72 horas siempre que no superen los 3.500 kilos de peso. Pero la norma también dicta que deben sacar un ticket para justificar el tiempo de aparcamiento, algo que no existe en este emplazamiento.

Y es que lo que dicta la ordenanza para ese parking anunciado en las webs de amantes de las autocaravanas es exactamente lo mismo que para el resto de la ciudad. Es decir, que pueden aparcar en cualquier lugar siempre y cuando cumplan los mencionados requisitos. En diferentes reuniones técnicas se barajó la posibilidad de regularlo mejor, limitando la estancia de las casas rodantes a las horas diurnas y lejos del centro histórico. Finalmente, no se incluyó dentro de las modificaciones acordadas hace unas semanas. 

Con esa falta de recinto específico, pero con la posibilidad de estacionar en cualquier otro aparcamiento de la capital, se buscan la vida las autocaravanas desde que el Circo Encantado se encuentra frente alAlcampo. La mayoría estaciona en los pocos sitios que quedan y en las calles de los alrededores, especialmente la avenida de Castilla y León. También en la plaza de Santa Teresa se han dejado ver algunos de estos vehículos en los últimos días. 

Está previsto que de manera inminente comiencen los trabajos en el parking disuasorio de Las Torres  para acondicionar 25 plazas. El Ayuntamiento invertirá unos 15.000 euros en la instalación de una fuente, un depósito para aguas fecales y un contenedor de residuos, servicios mínimos para que sea considerado un aparcamiento especializado. El concejal de Turismo, Leví Moreno, prevé que estará terminado en 15 días.