Madrid creará una mesa de trabajo para forzar la reapertura del tren

Samanta Rioseras / Aranda
-
Imagen de archivo del referéndum a pie de calle celebrado hace dos años en la capital ribereña. - Foto: DB

El director de Infraestructuras de la comunidad vecina propuso la medida en la reunión con la Plataforma por la recuperación del Directo. Empezará cuando se constituya el gobierno

La Comunidad de Madrid ha dado su apoyo institucional a la reapertura del tren Directo que une la capital estatal con la burgalesa a su paso por Aranda de Duero. El propio director de Infraestructuras y Carreteras, José Trigueros, constató ayer este respaldo proponiendo la creación de una mesa de trabajo para presionar al Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (ADIF) y forzar la reapertura de la línea, cuyo tramo sur permanece cerrado desde el descarrilamiento de una bateadora en el túnel de Somosierra -que aún continúa allí- en el año 2011.
Lo hizo durante una reunión mantenida ayer con el presidente de la Plataforma por la recuperación del Directo, José Luis Cortijo, el delegado del sindicato de CGT, Joaquín García, y representantes de la Plataforma por el desarrollo de Burgos y Galsinma (Grupo de Acción Local de la Sierra Norte de Madrid). «Hemos conseguido su apoyo institucional, pero nos ha dejado claro que no tienen la capacidad legal ni económica para realizar la inversión necesaria», indicó Cortijo.
A pesar de su satisfacción, la creación de dicha mesa tendrá que esperar a que se constituya un gobierno nacional. «Nos han pedido que esperemos a que se estabilicen las cosas para empezar a trabajar», indicó. Motivo por el que aún no se han sentado las bases sobre el funcionamiento ni los componentes. Sin embargo, Cortijo adelantó que sí se habló de la necesidad de que en ella estuviesen presentes empresas, plataformas y políticos. También que el objetivo último será «crear un frente común entre todas las administraciones que quieren sumarse contra ADIF y, por ende, contra el ministerio de Fomento, para que desbloquee la situación que acumula cinco años de excusas y demoras».
Durante este tiempo la Plataforma no ha dejado de reivindicar la importancia de la reapertura del Directo y ha logrado el respaldo de operadoras, el Puerto de Bilbao y las cámaras de comercio de varias provincias. Un apoyo, dice, «indispensable dada la situación económica que se atraviesa».
Su actual meta, en la que ya están inmersos, es convencer a la clase política puesto que son ellos quienes tienen la última decisión sobre el futuro del Directo. Así se lo trasladó a Cortijo uno de los responsables de ADIF, Alfonso Ochoa, durante su último encuentro el 19 de mayo: «Si la línea no se reabre se debe tan solo a una decisión política», parafraseó.