Los primeros análisis descartan listeriosis en la ingresada

DB
-

La joven seguirá en observación hasta que se confirme definitivamente que no ha contraído la bacteria

Los primeros análisis descartan listeriosis en la ingresada - Foto: Óscar Casado

La mujer mirandesa ingresada en el Santíago Apóstol por un posible caso de listeriosis podría recibir el alta hospitalaria en las próximas horas ya que los análisis que le han realizado parecen descartar el contagio. Aún así ayer continuaba en observación hasta que se confirme definitivamente que no hay presencia de la bacteria en su cuerpo. 
La joven de 29 años acababa de regresar de un viaje por Andalucía cuando empezó a sentirse mal y sufrir vómitos, motivo por el que se alertó y acudió al hospital, donde se activó el protocolo para emergencias sanitarias ante el riesgo potencial de que pudiera haber contraído listeriosis. Además la mujer está embarazada, lo que supone un factor de riesgo añadido. Afortunadamente parece que todo se va a quedar en un susto ya que según confirmaron a este medio algunas fuentes cercanas al caso, las primeras pruebas realizadas han dado negativo. 
Al margen de la joven mirandesa, la Consejería de Sanidad se encuentra a la espera del resultado de los análisis de los otros 12 pacientes a los que se está realizando estudios tras el brote surgido en Andalucía con la carne mechada. De momento solo uno, en Salamanca, ha dado positivo. El resto son ocho hombres y cinco mujeres, siendo Valladolid con cuatro la provincia  con más afectados. 
El brote de listeriosis surgido en el sur del país ya es el más grave en la historia de España con más de 200 personas contagiadas y dos víctimas mortales. Por este motivo la ministra de Sanidad en funciones, María Luisa Carcedo, ha convocado a todos los gobiernos autonómicos hoy en Madrid a un reunión para intercambiar información sobre la situación desatada por la carne mechada de la marca ‘La Mechá’. La carne de esta firma ha sido ya retirada del mercado pero también se estaba distribuyendo como marca blanca por parte de otras empresas. 
La empresa Magrudis emitió ayer su primer comunicado, 10 días después de que se activara la alerta sanitaria por la bacteria hallada en sus productos. En el mismo aseguran que «no se explican lo sucedido» y defienden que justamente unos días antes del envasado sometieron la carne a análisis por parte de una empresa externa y que los resultaron dieron negativo por listeria. 
También afirman que cumplen con todas sus obligaciones sanitarias y que sus instalaciones están perfectamente homologadas. Los propietarios, según el escrito,, «están en estado de shock».