La ausencia de síntomas dificulta el control del colesterol

Agencias
-

La ausencia de síntomas dificulta el control del colesterol

La ausencia de síntomas dificulta el control del colesterol y empeora sus consecuencias, ya que aumenta el riesgo de sufrir ictus, infarto de miocardio o muerte cardiovascular, según pusieron de manifiesto los expertos reunidos en el Simposio Estrategias de abordaje hipocolesterolemiante en el paciente con elevado riesgo cardiovascular, dentro del Congreso de la Sociedad Española de Medicina Interna. Precisamente, la arteriosclerosis se desarrolla durante muchos años. Por ello, niveles elevados de colesterol transcurren «asintomáticos» durante mucho tiempo y «se toma consciencia de los mismos años después, cuando el daño vascular es avanzado y se presenta en forma de infarto o ictus», explicó el internista Carlos Guijarro. «De este modo, hemos perdido un tiempo importante» y añade que «la determinación de niveles de colesterol debe ser una parte integral en la valoración de pacientes de edad media, pero también en sujetos jóvenes que ya tengan algún factor de riesgo, como hipertensión, diabetes, tabaquismo o historia familiar de enfermedad cardiovascular precoz».