scorecardresearch

De Guindos adelanta que lo peor de la recesión está a punto de terminar

Agencias
-

El ministro asegura que el cuarto trimestre será el más duro, mientras el Ecofin descarta que España necesite nuevos ajustes

De Guindos adelanta que lo peor de la recesión está a punto de terminar - Foto: REUTERS

 

 
 
El peor momento de la recesión financiera en España está a punto de terminar. Al menos, así lo estimó ayer el ministro de Economía Luis de Guindos, quien aseguró que «este cuarto trimestre del año» que el país está viviendo es «el más difícil desde la recaída que se inició en 2011», por lo que esperó que la situación mejore con el inicio de 2013.
Tras participar en la reunión del Ecofin, en la que los titulares de Finanzas de la UE fracasaron en su intento de aprobar el nuevo supervisor único para la banca, al tiempo que incidieron en que no será necesario que el Gobierno de Mariano Rajoy adopte nuevos ajustes, el popular afirmó que el Ejecutivo espera que «a partir del primer trimestre del año que viene las cifras empiecen a ser más positivas».
Eso sí, también reconoció que los datos del paro de noviembre, que reflejan un aumento del desempleo de 74.296 personas, «no se pueden matizar de ninguna forma» y «son malos».
En cuanto a la falta de un acuerdo entre los Veintisiete para cerrar la puesta en marcha del nuevo organismo comunitario, De Guindos se mostró convencido de que se llegará a un consenso la próxima semana y avisó de que un nuevo retraso «tendría un impacto negativo en la confianza».
El fracaso en la negociación vino motivado, principalmente, por las reticencias de Estados como Alemania, Suecia y el Reino Unido.
La creación de un supervisor único es la condición previa para que el fondo de rescate recapitalice directamente a los bancos con problemas y el primer paso para crear una unión bancaria en la eurozona.
Los principales obstáculos son el número de entidades que quedarán bajo control del Banco Central Europeo (BCE), la separación entre la política monetaria y las tareas de supervisión y la participación en el órgano de los países que no cuentan con la moneda única.
 
Eficacia. Además, la reunión también sirvió para que los ministros comunitarios confirmasen que el Gobierno de Madrid ha realizado el esfuerzo de consolidación fiscal exigido desde Bruselas para estabilizar sus finanzas públicas. Esto significa que Rajoy no tendrá que tomar más medidas de ajuste para este año y el próximo, incluso aunque se incumplan los objetivos de déficit por la mala situación económica.
«La Comisión ha concluido que España ha adoptado medidas eficaces para 2012 y 2013. Ha realizado el esfuerzo estructural necesario para estabilizar sus finanzas públicas teniendo en cuenta el entorno de crecimiento más débil», explicó el vicepresidente de la CE y responsable de Asuntos Económicos, Olli Rehn. 
Eso sí, Bruselas sí pidió al Ejecutivo popular que concrete las políticas que aplicará en 2014 para corregir la deuda. Cuando se conozcan las nuevas previsiones económicas de febrero, la Comisión volverá a examinar si da más tiempo a España para volver al límite del 3% de déficit. 
De Guindos celebró que la UE reconozca que Madrid está cumpliendo sus compromisos de ajuste e insistió en que lo fundamental es seguir reduciendo el déficit y disipar las dudas sobre el euro. 
Al ser preguntado por si se plantea pedir el rescate en las próximas semanas aprovechando la calma en los mercados y que el Eurogrupo no pedirá más medidas, Guindos señaló que el Gobierno «hará lo mejor para los intereses de España».