El PP vira y el PSOE se queda solo en el pacto de Artillería

ÁM
-
El PP vira y el PSOE se queda solo en el pacto de Artillería - Foto: Luis López Araico

Los 'populares' ya no apoyan el convenio que suponía la entrega de suelo público a cambio de duplicar el número de viviendas protegidas en Santa Bárbara. Sólo un cambio de postura de Cs lo salvaría

«Aquello fue un hecho concreto. Lo normal ahora es que se desarrolle conforme a lo que dicta el Plan General de Ordenación Urbana. Para eso tendrán todo nuestro apoyo porque es importante para la ciudad integrar todo ese espacio». Son palabras del exalcalde y jefe de la oposición, Javier Lacalle, respecto al convenio suscrito en su momento entre el Ayuntamiento y la promotora que trató de comprar el suelo de Artillería, Riodaser XXI. En dicho acuerdo se estipulaba que la empresa únicamente construiría VPO (en lugar de hacer la mitad de las viviendas protegidas y la otra mitad de precio libre) y dotaría al solar, de 48.000 metros cuadrados, de un gran parque urbano que ocuparía aproximadamente el 40% de ese espacio. A cambio, Riodaser recibiría más de ocho millones de euros en suelo público residencial.
Fue el Partido Socialista el que peleó por pactar esas condiciones, el que defendió  con determinación que el uso del patrimonio municipal del suelo para lograr la promoción de más VPO era adecuado. En una situación en la que los ‘populares’ necesitaban el apoyo del PSOE para sacar adelante la gobernabilidad de la ciudad, asintieron al acuerdo con algunas voces críticas en el propio grupo municipal.
Es ahora cuando Lacalle admite abiertamente que «nunca nos gustó» el convenio y «así se lo hemos dicho a los propietarios». A más, añade que «desde enero de este año se nos imputa toda la deuda de los consorcios y desprendernos de ese patrimonio público del suelo podría traernos problemas con Intervención a la hora de fiscalizar la operación». La empresa que finalmente se hizo con el terreno, Edificio de La Plata, 3, ha pagado 13,1 millones de euros por un suelo que, obviamente, quiere desarrollar. Hace meses que registró en el Ayuntamiento tanto el estudio de detalle de la parcela como una propuesta de convenio que, aunque mejorada para la ciudad, viene a ser muy parecida a la acordada con Riodaser. Sin embargo, el PP no quiso tramitar ninguno de esos documentos hasta ver qué pasaba con las elecciones y los pactos posteriores. Hoy ya tiene respuesta a ambas preguntas.
«Si lo que se perseguía con el acuerdo era crear un parque, el parque se hace igualmente con el estudio de detalle de los nuevos propietarios. Sale exactamente el mismo espacio público y el mismo espacio dotacional. Si a eso le sumas que el precio de la vivienda libre y de la VPO está muy igualado, no vemos motivos para continuar con acuerdos que se plantearon en su momento y ya eran bastante discutibles entonces», añade el exalcalde.

muchas dudas. El portavoz ‘popular’ subraya que «fue Defensa quien nos insistió en que facilitáramos la venta» y en que el solar «se puede desarrollar con total normalidad conforme al PGOU porque para los vecinos da igual si se hace con convenio o sin convenio». Son argumentos casi idénticos los de portavoz municipal de VOX, Ángel Martín, quien anuncia que «mantendremos la postura que ya defendimos en su momento», cuando su Partido no tenía representación municipal.
«Nos vamos a reunir con los promotores y escucharemos atentamente lo que nos tengan que decir, pero hoy por hoy no veo la necesidad de entregar ocho millones en suelo público para que 160 viviendas libres se conviertan en protegidas, y menos cuando en el mismo espacio está garantizada la promoción de otras 160 VPO», argumenta Martín.
Efectivamente, la promotora ya ha comenzado a reunirse con todos los grupos municipales para explicar su proyecto urbanístico, que en su momento fue explicado tanto al PSOE como al PP. En lo que se refiere al convenio, fuentes de la promotora insisten en el razonamiento que han venido sosteniendo desde el primer día. A saber, que «se hará lo que la mayoría de los concejales, que son los que van a votar después en el Pleno, digan». «Si quieren que hagamos todo VPO, lo haremos. Si nos piden que desarrollemos el suelo conforme a lo que dice el PGOU (mitad VPOy mitad vivienda libre), también lo haremos. Lo que no podemos es seguir parados porque hemos invertido más de 13 millones de euros y tenemos unos derechos que queremos desarrollar», aclaran.

podemos, en alquiler. Conocidas las posturas de PP y VOX, la aprobación del estudio de detalle y, si procede, del convenio urbanístico quedaría en manos de lo que decidan hacer los cinco concejales de Ciudadanos. Su portavoz, Vicente Marañón, explica que quiere ponerse en situación antes de marcar una postura ya que «es un asunto que llevó directamente Gloria (Bañeres)» que él no conoce al detalle. «Quiero hablar con la promotora para conocer los pormenores y también consultaré a Gloria para ver si vamos a mantener la postura marcada en la anterior legislatura» y que, recuerda, era contraria al convenio por la importante entrega de suelo público que conllevaba el acuerdo.
Ni siquiera en el grupo municipal más naturalmente cercano al PSOE, Podemos, están convencidos de que la operación de entrega de suelo a cambio de mejorar la bolsa de VPO sea la más acertada. En palabras de Raúl Salinero, portavoz de la formación morada, «el convenio tiene un coste demasiado alto para la ciudad y, aunque es verdad que es necesario fomentar la promoción de VPO, creemos que lo importante es que haya viviendas protegidas en alquiler, porque en precio de venta no son competitivas».
Preguntado sobre la posibilidad de que los acuerdos de la pasada legislatura ya no se sostengan en la actual, el alcalde, Daniel de la Rosa, que fue el principal valedor -él y Antonio Fernández Santos-  de la operación cuando lideró la oposición, se limita a señalar que el cambio de postura ‘popular’ es «la mayor de las irresponsabilidades» y que «el proyecto se podrá defender con el resto de grupos». A la vista de las posiciones actuales, tiene trabajo.