El comercio apela al fomento del consumo en el pueblo

A.C.
-

Ame Merindades y Acolvi presentarán propuestas e ideas a los ayuntamientos de Medina de Pomar y Villarcayo con el fin de tratar de animar las compras

El comercio apela al fomento del consumo en el pueblo

Marisa Gutiérrez, presidenta de la Asociación de Comerciantes de Villarcayo, Acolvi, habla desde el corazón cuando dice con claridad que "lo que queremos es vender, no que nos regalen nada". Esa es la clave en estos días tan difíciles, vender a los vecinos y que las compras se queden en el comercio local y no se escapen a los centros comerciales de las ciudades cercanas, cuando la desescalada permita visitarlos, o a través de la venta online. Por ello, la tarea principal en la que trabajan las dos principales asociaciones de comerciantes de la comarca, la Asociación de Empresarios de Las Merindades, Ame, y Acolvi es en la de fomentar el consumo local.

En el encuentro celebrado hace casi dos semanas entre el alcalde medinés, Isaac Angulo, y representantes de la hostelería y el comercio, entre los que estaba Ame Merindades, una de las decisiones adoptadas fue la de apoyar una campaña de fomento del consumo local. El equipo de gobierno pidió ideas a AME y se comprometió a apoyar una campaña que invite a comprar en la ciudad.

En Villarcayo, una de las conclusiones de la reunión mantenida entre el alcalde, Adrián Serna, y los representantes de Acolvi, fue similar. "Nos van a ayudar, sobre todo, potenciando el consumo local, no con ayudas directas", explica Marisa Gutiérrez. Estos días, la imposibilidad de viajar a Bilbao, Burgos o Vitoria está frenando las compras fuera, pero la venta online no para.

El comercio apela al fomento del consumo en el puebloEl comercio apela al fomento del consumo en el pueblo

Todos los negocios de Medina y Villarcayo que no pertenecían al gremio de la alimentación, levantaron la persiana el lunes. Ninguno ha dejado pasar la oportunidad que le ha concedido el Gobierno, aunque la inmensa mayoría solo abre por las mañanas y por las tardes, con cita previa. Los ciudadanos aún no se animan a pisar la calle y el comercio lo nota. Pese a ello, sus propietarios esperan que el temor vaya disipándose y guardan estrictamente todos los protocolos de seguridad para evitar contagios.

La presidenta de Ame Merindades, Carol Fernández, admite que en su asociación están "a la expectativa" de las decisiones que tome la comisión que se reunirá semanalmente y que integrarán representantes de todos los grupos políticos municipales de la Corporación medinesa. Sigue "esperando respuestas del Ayuntamiento" y pide que "se trabaje con más agilidad", porque en el sector necesitan apoyo municipal. Las ayudas a la contratación de trabajadores que planteó el equipo de gobierno no convencieron a la mayoría de socios de Ame, que apuestan por mantener los empleos existentes y por ayudas directas.