Una subasta de arte, otra forma de ayudar

A.C.
-

Dieciocho artistas, entre los que se cuentan Guillermo Sedano, Fernando Alea o Jesús Susilla, han donado sus cuadros a la Plataforma Medina Vetula, que los subastará online el día 30. Todo lo recaudado irá a Cáritas Medina

Una subasta de arte, otra forma de ayudar

En estos días de confinamiento, de incertidumbre ante el futuro y preocupación por esa normalidad que se resiste a regresar, los planes que la Plataforma Medina Vetula tenía para dinamizar y promocionar el turismo en el casco histórico medinés durante este verano e incluso el otoño han quedado en un segundo plano. No habrá concentración de Vespas en junio, ni fiesta popular en julio, aunque en 2019 fue todo un éxito, ni posiblemente Concurso de Pucheras en otoño. Ahora todas las energías se van a volcar en salir de la pandemia lo mejor posible y para ello, este colectivo nacido para la recuperación del casco histórico ha decidido tirar del arte y la generosidad de muchos de los creadores que ya cedieron sus cuadros al museo a cielo abierto que desde 2017 ha ido creciendo y embelleciendo la Calle Mayor y su entorno.

El artífice del museo, Fernando Alea, solo tuvo que descolgar el teléfono para recibir un sí tras otro. "A todos los pintores les pareció una idea fantástica", añade Alea, quien aprovecha para avanzar que el museo a cielo abierto seguirá creciendo desde las 54 obras actuales hasta alcanzar las 60. Todos dieron un paso adelante para participar en la subasta online promovida por Medina Vetula y que se celebrará en el Ateneo Café Universal el próximo día 30, a las ocho de la tarde. Dieciocho artistas apoyarán el trabajo de Cáritas parroquial de Medina de Pomar, que estos días se ha multiplicado exponencialmente.

Autores como el medinés Guillermo Sedano, quien ve "muy oportuno aportar un grano de arena a la situación a la que le sobran calificativos", el propio Fernando Alea, Marimar Prieto, Sarasua o Jesús Susilla, se cuentan entre los autores participantes. Jokin Garmilla, director de Radio Valdivielso, será el maestro de ceremonias en un evento que quiere traer esperanza en estos días difíciles también para el arte, con museos y salas de exposiciones cerradas.

Los cuadros partirán con precios muy bajos para animar a participar al mayor número posible de amantes del arte. Estarán entre 50 y 150 euros, cuando en algunos casos su precio real multiplicaría esa cantidad por tres o por cuatro. Alea admite que "hemos puesto precios regalados para que se puedan vender". Realmente es una oportunidad para hacerse con un gran cuadro a un precio único.

La subasta se celebrará en la sede del Ateneo, pero allí solo podrá haber cuatro personas para desarrollar el evento, grabarlo y difundirlo. A priori, si todas las pruebas previas salen bien, se realizará a través de Facebook, la red social en la que se podrán realizar las pujas. Además, se habilitarán dos líneas de teléfono que Medina Vetula difundirá antes del día 30. El colectivo cree que muchas personas que desean colaborar quizás no puedan pujar por los cuadros, por lo que ha habilitado también una fila cero para realizar donativos más pequeños en la cuenta de Ibercaja, ES63 2058 4848 3903 3053 7993.