La belleza de la tristeza

ADRIÁN DEL CAMPO
-

La arandina Nevenka García, alumna de tercero de la ESO en el IES Vela Zanetti, ha ganado el premio nacional de poesía escolar de la ONCE con unos versos dedicados a "una persona que está destrozada"

La arandina Nevenka García posa en el interior de su casa, donde dedica horas y horas a crear relatos. - Foto: DB

Como dijo el músico Iván Ferreiro en un histórico programa de Salvados sobre la depresión: "En la tristeza hay belleza". Una frase a la que han dado sentido tantas canciones, tantos cuadros o tantas obras literarias. De esta fuerza que desprenden los momentos más bajos parece haberse servido Nevenka García, alumna de tercero de la ESO del IES Vela Zanetti, para escribir Poesía a contracorriente, poema con el que ha ganado el concurso nacional Prometeo de la ONCE en su grupo de edad y en la categoría de obras en verso. Cuando esta joven arandina recibió la noticia, en pleno confinamiento, le pilló por sorpresa. "No me lo esperaba en absoluto", reconoce.

Para quien no fue una victoria imprevista fue para su profesora de Lengua y Literatura, Laura Esteban. "No me sorprende que haya ganado, porque Nevenka tiene talento, es muy aplicada y además le gusta mucho escribir. Ella me pasaba relatos para que le diera mi opinión, para que le hiciera alguna pequeña corrección... Entonces yo sabía que ella estaba metida en ese mundo y que tiene mucha motivación", expone la docente.

La propia Nevenka lo reafirma y declara que "siempre" le ha gustado escribir, desde tan "pequeñita" que no se acuerda bien con qué edad empezó. Sus inicios fueron en prosa, tiene "montonazos de historias" que ha empezado pero a las que le "cuesta mucho poner un final". Todas ellas se suponía que "iban a ser novelas". Hace unos dos o tres años decidió que su afición se iba a convertir en algo más serio, en un proyecto de futuro. "La verdad es que me gustaría dedicarme a esto. Me gusta la música y componer, y me gustaría ser cantante o escritora, es algo que me encantaría", admite mientras cuenta que toca el violonchelo y la guitarra eléctrica.

Una de sus últimas aventuras artísticas ha sido adentrarse en el mundo de la poesía. Así empezó a escribir la obra que finalmente le ha servido para ganar el premio de la ONCE. Matiza que no creó el poema pensando en ir a ningún concurso, pero que cuando en clase les dijeron que podían presentarse al Prometeo, Nevenka pensó que podía ser una buena oportunidad para dar a conocer su Poesía a Contracorriente. No es la primera vez que esta alumna del Vela Zanetti participa en un certamen literario, aunque sí su debut en un podio nacional.

Con los versos que le han servido para alzarse con el premio de la ONCE, valorado en 250 euros, Nevenka quiso hablar "del desamor y, en general, de la tristeza". "La idea que quiero reflejar es la de una persona que está mal, que está destrozada, una persona que ha sufrido. Muchas veces escribo intentando transmitir desamor y acabo transmitiendo tristeza a unos niveles muy altos, siempre acabo poniendo algo de dramatismo extra a mis escritos", cuenta esta joven arandina que ha sabido ver la belleza que se esconde la tristeza.