Tu privacidad es importante para nosotros

Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar nuestros servicios, medir las audiencias, personalizar el contenido que ofrecemos y mostrarte publicidad adaptada a tus intereses mediante la obtención de los datos necesarios para perfilar tus hábitos de navegación e inferir grupos de interés.
Podemos asimismo utilizar fuentes de datos externas para elaborar estos grupos de interés, así compartir los análisis de navegación y los grupos de interés inferidos con terceros con el objetivo de personalizar contenidos y campañas publicitarias.
Puedes personalizar los propósitos para los cuales permites el uso de tu información, utilizando los siguientes botones:
Puedes también consultar la política de cookies al completo aquí.
Saber más

La Federación de Caza asegura que se puede seguir cazando

SPC
-
Un cazador de la localidad zamorana de Entrala durante el inicio de la media veda de caza en Castilla y León. - Foto: José Luis Leal (Ical)

El colectivo espera de la Junta una "solución ágil y eficaz" a un problema que también afecta a los agricultores

La Federación de Caza de Castilla y León asegura que a pesar del reciente auto del Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León (TSJCyL), que suspende cautelarmente el decreto 10/2018 que regula las especies cinegéticas, la actividad cinegética se puede realizar con toda normalidad mientras no se publique en el Boletín Oficial de Castilla y León la anulación de las normas que habilitan para practicar la caza.

Además, desde la Federación se recuerda que esta tarde el consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, ha convocado una reunión “en la que tenemos la certeza de que se va a ofrecer una solución ágil y eficaz a este problema, que afecta gravemente no solo a los cazadores sino a todos los agricultores y ganaderos y a la vida rural en Castilla y León”.

Según la Federación de Caza, el auto de anulación del TSJCyL provoca una situación de precariedad para la actividad cinegética y es incomprensible, conforme a Derecho, “salvo que exista una predisposición del Tribunal en contra de la Administración o de la actividad cinegética”.

En este sentido, un informe elaborado por los servicios jurídicos de la Fundación Artemisan considera que lo más procedente es que la Junta “elabore de manera urgente un nuevo decreto que subsanase los defectos que señala este auto, y sobre el que se sustente la futura Orden Anual de Caza”