Tu privacidad es importante para nosotros

Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar nuestros servicios, medir las audiencias, personalizar el contenido que ofrecemos y mostrarte publicidad adaptada a tus intereses mediante la obtención de los datos necesarios para perfilar tus hábitos de navegación e inferir grupos de interés.
Podemos asimismo utilizar fuentes de datos externas para elaborar estos grupos de interés, así compartir los análisis de navegación y los grupos de interés inferidos con terceros con el objetivo de personalizar contenidos y campañas publicitarias.
Puedes personalizar los propósitos para los cuales permites el uso de tu información, utilizando los siguientes botones:
Puedes también consultar la política de cookies al completo aquí.
Saber más

Triunfo de Jon Aberasturi en Lerma

J.C.M.-EFE
-

El corredor del Caja Rural se ha impuesto a Nizzolo y Narvaez

El corredor del Caja Rural Jon Aberasturi ha ganado la segunda etapa de la Vuelta a Burgos con final en Lerma. Segundo ha sido Giacomo Nizzolo y tercero, Jhonatan Narvaez.

Nizzolo mantiene el maillot de líder de la ronda morada, pese a los dos segundos de diferencia que los jueces han concedido en la meta al ganador del día.

La etapa comenzó con un pequeño grupo de escapados, formado por el austríaco Matthias Brändle (Israel Academy), el ruso Evgeny Kobernyak (Gazprom Rusvelo), el español Iker Ballerin (Fundación Euskadi) y el portugués Daniel Viegas (Kometa Cycling Team), que llegó a tener más de 2 minutos de ventaja en algunos tramos de carrera.

Distancia que fue reduciéndose poco a poco, pues al frente del pelotón estaba el Dimension Data, equipo del líder, que controlaba la distancia con los escapados.

A falta de 30 kilómetros para la meta, el Ineos se puso a frente de un pelotón que se estiraba cada vez más y recortaba la distancia con los cuatro corredores destacados.

El ritmo impuesto desde el pelotón era tan fuerte que solo Ballarin y Brändle pudieron aguantarlo. Kobernyak y Viegas fueron alcanzados a falta de 24 kilómetros.

El austríaco del Israel Academy tenía buenas sensaciones y se quedó en solitario tras el paso por la localidad burgalesa de Villahoz. Ballerín, el mejor posicionado en la clasificación, no pudo seguirle el ritmo y cinco kilómetros más tarde le alcanzó el pelotón.

A falta de un kilómetro y medio, el pelotón acabó con las aspiraciones de Brändle de llevarse la etapa.

El Ineos impuso un ritmo infernal impidiendo que nadie saltase. La última curva era clave para salir bien colocado y eso fue importantísimo para que tanto Jon Aberasturi como Giacomo Nizzolo pugnaran por la victoria.

Esta vez la balanza cayó del lado del Caja Rural y Aberasturi se hizo con la victoria por unos metros en Lerma.

- Foto: Alberto Rodrigo