scorecardresearch
Aurora Lázaro

Plaza Mayor

Aurora Lázaro


Pon un hater en tu vida

19/08/2021

¿Eres importante, famoso, influyente o popular? No te preocupes que pronto tendrás una comunidad de odiadores detrás vertiendo con rabia y ensañamiento un montón de negatividades.

Hay que reconocerlo: es mucho más fácil y frecuente lanzar (o recibir) protestas y críticas que reconocimientos y felicitaciones. Un ejercicio sencillo para comprobarlo es pensar en alguien cercano y escribir primero, en un minuto, todo lo que nos molesta de él; luego lo positivo. Y comparamos las listas. ¿Sorpresa?

Sabemos que detractores, difamadores, maldicientes y envidiosos han existido desde el inicio de la humanidad. De hecho, la fuerza y persistencia de algunas inquinas, celos, rabias y rencores han provocado a lo largo de la historia importantes injusticias y conflictos.

Ahora se machaca sobre todo en redes sociales, blogs y demás espacios de contenidos en internet. Algunos son perseguidores fijos y siempre vomitan comentarios negativos.

Lo normal es que estén afiliados al anonimato o escondidos tras un apodo, lo cual no es precisamente un signo de valentía, pero es lo que hay. 

¿Y qué se puede o debe hacer con una comunidad fija de odiadores (vamos a usar también el término español) que parecen disponer de tiempo de sobra para escudriñar todo lo que se publica y dar caña solo porque sí? Los expertos aconsejan ignorarlos. Aunque no es fácil resistir a la tentación de responder y contrarrestar ponzoñosas opiniones, maldades y manipulaciones que van a quedar expuestas públicamente con el riesgo de que produzcan confusión o desinformación.

Otra opción, que personalmente admiro y me divierte mucho, es tirar de sentido del humor. No hay nada que desarme más a un odiador que responderle con una gracia inteligente. Pues nada, ánimo, y pon un hater en tu vida.