scorecardresearch
Luis Miguel de Dios

TRIGO LIMPIO

Luis Miguel de Dios

Escritor y periodista


Carnes

11/01/2022

Tras las polémicas declaraciones del ministro de Consumo, las carnes han entrado en campaña. Y lo han hecho aquí, en Castilla y León, como si este fuera el principal problema que tenemos planteado. La oposición va a utilizar (lleva ya varios días haciéndolo) este asunto para cargar no solo contra Alberto Garzón, sino también contra Pedro Sánchez, Luis Tudanca, el PSOE, Unidas Podemos y todo lo que huela a izquierda e, incluso, a centro-izquierda. De modo que da la impresión de que las palabras del ministro de Consumo van a tener un fuerte protagonismo hasta el 13 de febrero. Ya se encargarán las gentes del PP, empezando por Mañueco y Casado, de ponerlas una y otra vez sobre el tapete. ¿Para defender a los ganaderos? No hace falta ser un lince para sospechar que hay mucho más. O sea, que se buscan réditos electorales a corto plazo, ahora mismo. Después, ya veremos. No importa tanto solucionar los temas pendientes como ganar los comicios. Nada nuevo. La derecha lleva 34 años gobernando aquí (desde 1987 con Aznar) y seguimos perdiendo habitantes. Nos despoblamos, pero ¿para qué colocar la despoblación en cabecera de la campaña electoral si tenemos a mano a Garzón y podemos sacar tajada de sus recientes declaraciones, que fueron, como mínimo, lamentables, desafortunadas, inoportunas y confusas? No importa que tanto Sánchez como Tudanca y otros líderes socialistas hayan rechazado las frases de don Alberto. Lo vital es no soltar la presa, insistir en sus errores y perseguir así los votos del sector agrario, de la gente de los pueblos. De esos pueblos que se están quedando en la nada por mucho que el señor Mañueco repita que el PP siempre los apoyará. ¿Se hablará en campaña de la Sanidad, de la falta de médicos y ATS, de las ayudas europeas, de los precios agrarios, de la vivienda y de tantos y tantos problemas que, como la despoblación, nos acogotan a diario? ¿O todo será carne y más carne, Garzón y más Garzón, Sánchez y más Sánchez como si éstos se presentaran en Castilla y León? Por cierto, ¿algún gerifalte nos dirá que entiende él por macrogranjas?