Plaza Mayor

Santiago González


Una moción de censura muy apresurada

17/03/2021

El tsunami desatado con el anuncio de la moción de censura en Murcia hizo olvidar a la covid por unos días y llegó casi de inmediato a Castilla y León, una comunidad de tierra adentro no muy acostumbrada a aventuras alocadas que casi nunca acaban bien. Sólo en esta vorágine política se puede explicar que el PSOE presentara una moción de censura en el Parlamento castellano y leonés sin tener la más mínima seguridad de que podría salir adelante. Los socialistas, con Tudanca a la cabeza, se precipitaron y, cuando se dieron cuenta de ello, ya no había remedio.
En este contexto, la primera moción de censura en la historia autonómica está condenada a fracasar, a pesar de los intentos desesperados del candidato y líder castellano y leonés del PSOE por conseguir doblegar la voluntad de algunos procuradores de Ciudadanos, que hasta el momento se han mostrado unidos en el rechazo a abandonar a su socio de gobierno (PP) para echarse en los brazos de un Partido Socialista que ahora se ve compuesto y sin novia.
Aunque haya que esperar hasta el lunes para contar el resultado final, la suerte parece que está echada. Y lo que queda por analizar a partir de entonces serán las consecuencias que pueda tener en el futuro esta frustrada moción de censura para el secretario autonómico, Luis Tudanca. El burgalés tendrá que afrontar un congreso regional antes de concluir el año y esta amarga derrota puede pasarle factura cuando llegue el momento. La presencia de Javier Izquierdo, delegado del Gobierno, en la política castellana y leonesa supone un seria alternativa al liderazgo de Tudanca y tras la moción de censura el runrún de los últimos meses podría convertirse en un zumbido atronador.



Las más vistas

Opinión

De Calderé a Calero

"Calero se vio fuera del Burgos CF cuando el 'caso Salmerón' se demoraba. No abandonó entonces el barco, convenció a su tripulación de remar con fuerza, junta y en una mista dirección. Y hoy el navío avista tierra"