scorecardresearch
María Jesús Jabato

Señales de vida

María Jesús Jabato


Telebot-VR

19/11/2021

El Instituto Tecnológico de Castilla y León ha creado un robot al que ha llamado Telebot-VR, que es un nombre sencillo y apropiado para un autómata. Más exóticos y rebuscados son los que se endilgan a los niños y niñas de ahora mismo; en la sección del Registro Civil del periódico del día en que escribo estas líneas hay una Nirvana, que está, sin duda, llamada a vivir en un perpetuo estado de radiante felicidad anímica, y, en contraste, una India, que por razón del nombre se verá obligada a navegar por los ríos caudalosos de la vida.

El Telebot-VR tiene nombre de robot, evocador de distancias y automatismos, porque el androide está diseñado para llegar allí donde no llega el hombre en desastres naturales y operaciones de riesgo, y es controlado remotamente a miles de kilómetros.

Ya nos hemos acostumbrado a que nos operen brazos robotizados, a que el Roomba deje los suelos como espejos y a que circulen por las calles coches sin conductor, pero los cerebros de la tecnología no han creado aún ese robot del que hablaba Asimov, capaz de ser funcionario e incapaz por su naturaleza cibernética, de dañar al ciudadano con corruptelas, tiranías y prejuicios.

Hay, sin embargo, robots poetas, o mejor, robots que escriben poesía, que no es lo mismo, y a partir de un complejo proceso de algoritmos y órdenes, haciéndoles tragar previamente sonetos de Garcilaso y poemas de lunas y limones de Miguel Hernández, generan versos en potpourri. Lo de la musa, el sentimiento y las emociones en el proceso de la escritura es otro cantar; a los humanoides no se les dan bien las humanidades y se mueven mejor en otros campos, en los difíciles terrenos que pisará Telebot-VR, y por ahí.

Hemos puesto robots en nuestras vidas, nos hemos robotizado y las máquinas nos sustituyen con eficacia y destreza, aunque -siempre hay un aunque-, no es lo mismo hacer un reintegro en el cajero automático que ante un empleado de banca, que, por poca que tenga, siempre tiene más conversación. No es lo mismo; lo expresa Quino en una de sus viñetas, en la que dos empresarios se felicitan de la robotización de sus fábricas, aunque lamentan que a los androides no se les puede humillar como a los humanos. Este Quino…

mariajesusjabato@mariajesusjabato.com