scorecardresearch
Vladimir V. Laredo

Petisoperías

Vladimir V. Laredo


Esos jóvenes

20/10/2021

Los malos siempre hacen más ruido, acaparan más atención. Los que la lían, los que molestan, los que estorban, a esos se les ve mejor. Hasta que crecen, y se dan cuenta que ser malo no es malo, es peor. Todos hemos estado en la tesitura de poder ser unos macarras, de comportarnos como auténticos bobos, y decidimos si sí o si no. Pero los que se llevan toda la luz del foco son siempre menos.

Hablo de esto porque, mientras escribo, veo en la tele las noticias, esas que cada vez me interesan menos, y que cada vez con más frecuencia agarran una anécdota y la consumen y repiten hasta que tan solo queda una raspa, hablando de la violencia de esa juventud aborregada, botellonera y desnortada que nos venden. Y que a veces, sin querer o queriendo, compramos. Y la compramos porque nosotros ya no somos parte de esos jóvenes, ni somos protagonistas como ellos, no nos hacen caso y nos dan envidia porque somos así. A veces aprecio en mí mismo negativos pensamientos de señor mayor cuando pasa a mi lado la chavalada, con sus pintas, con sus cosas, con sus movidas, a su aire. Y a lo mejor es lo normal, ¿saben? A lo mejor cuando usted, o yo, éramos chavales, los mayores de entonces nos miraban como si fuésemos lelos, como si nada de lo que pensábamos importara un pimiento, como si fuésemos una rémora en sus vidas de personas adultas realizadas. A lo mejor no entendían nada de lo que hacíamos y pensaban que solo sabíamos ir de botellón (porque usted y yo lo hacíamos), pasar por las calles como si fueran nuestras (que igual usted y yo no, pero seguro que conocemos a alguien que lo hacía), o dábamos por saco en el cine con nuestras ocurrencias tontas (que usted no sé, pero yo lo hacía y ahora cuando lo hacen ellos me parece una falta de respeto alucinante).

Igual lo que pasa es que, como entonces, los mayores, los que miramos arqueando una ceja a los chavales, no nos damos cuenta de que todo son prejuicios. Que todos nosotros ya hemos hecho todo eso antes, que la mayoría simplemente intentábamos pasarlo lo mejor posible en un mundo que, objetivamente, no era tan mierda como lo es ahora. Y que, afortunadamente, la mayoría de los jóvenes son de los que no salen en las noticias por estar liándola parda. O al menos no siempre.                               
    @VladimirConV

ARCHIVADO EN: Botellón, Juventud, Violencia, Cine