scorecardresearch

Y don Quirino dio suerte al número 7

I.P. / Burgos
-

El sorteo de San Valentín deja en Burgos 1.300.000 euros. La administración 'El Gato Negro' de la calle Avellanos vendió diez décimos del primer premio. María Ángeles Balbás, su titular, heredó el negocio de su padre, fallecido hace siete días

Juan Carlos, uno de los trabajadores de la administración, cuelga el cartel con el número premiado y la cantidad repartida. - Foto: Luis López Araico

Llamémoslo milagro o simple casualidad, pero lo cierto es que ayer la administración de Lotería número 7 de Burgos, conocida como ‘El Gato Negro’, en la calle Avellanos, tuvo su día de suerte. Repartió 1.300.000 euros del primer premio del sorteo extraordinario de San Valentín, al vender diez décimos del número 44.247. El resto del gordo fue a parar a  las localidades de Alcalá la Real (Jaén) y de Chella (Valencia).

La alegría entre la titular de la administración y los trabajadores  se mezclaba ayer con la emoción.María Ángeles Balbás, más conocida como Nines, la tercera generación que regenta este negocio, tenía un nudo en la garganta al contarnos la coincidencia de que fuera ayer precisamente cuando la varita mágica de la suerte llamase a su puerta. Con los ojos empañados recordaba que justo hacía 7 días que había fallecido su padre, don Quirino Balbás, que estuvo al frente del negocio durante décadas, y de quien lo heredó ella. Y lo que son las cosas, su padre se ‘marchó’ con la pena de no haber dado un premio gordo, «pero ahora desde donde está me ha ayudado a mí a darlo, sabía que lo haría, que estaría ahí conmigo», añadía una emocionada María Ángeles. La popular administración burgalesa está a punto de cumplir sus Bodas de Oro.

130.000 EUROS DÉCIMO

Los diez décimos -cada uno cobrará 130.000 euros- se vendieron en ventanilla y aunque no se trata de un número reservado, lo cierto es que los afortunados, prácticamente todos clientes y amigos de don Quirino, sí juegan habitualmente la terminación 7, la misma que María Ángeles y es que el 7 era también el número preferido de su padre. Por si acaso, Nines aclara que no, que ella no jugaba  el 44.247. Mucho 7, por tanto, el número bíblico por excelencia, y mágico, al menos ayer para la familia Balbás, a quien el sorteo de San Valentín ayudó a hacer más llevadera la triste pérdida del cabeza de familia.

Don Quirino y San Valentín unieron ayer sus ‘fechas del amor’ para traer la suerte hasta Burgos y hacer felices a diez familias, a las que, sin  dudas, vendrá muy bien ese dinero; la propia Nines Balbás manifestaba que algunos de los agraciados son personas ya jubiladas y otras, algo más jóvenes.  

El pasado año, concretamente el 15 de febrero, es decir, hace hoy un año, la administración también vendió el número 66.618, posterior al segundo premio, con 7.080  euros a la serie, y el 20 abril de 2014, resultó premiado el número 77.918, anterior al primer premio, con 12.000 euros a la serie y también vendido en ‘El Gato Negro’. Pues, que siga la racha...