scorecardresearch

BBVA prevé la creación de más de 25.000 empleos hasta 2022

SPC
-

Un estudio de la entidad estima un crecimiento sostenido del seis por ciento los próximos trimestres

Varias personas trabajan en una edificación en Palencia. - Foto: Óscar Navarro

La economía de Castilla y León sigue sacudiéndose el lastre acumulado durante los momentos más duros de la pandemia con el objetivo de alcanzar la ansiada recuperación económica que devuelva a la Comunidad al punto en el que se encontraba a finales de 2019. Un momento que podría llegar a finales de 2022, según BBVAResearch, que en su último informe sobre la región, presentado ayer, sitúa el crecimiento delPIB autonómico en torno al seis por ciento durante los dos últimos trimestres de 2021 y todo el año 2022, lo que generará aproximadamente 25.000 puestos de trabajo en la Comunidad en el mencionado periodo, situando la tasa de paro en el 11,5 por ciento. En concreto, la entidad estima un repunte económico para este año en la Comunidad del 5,9 por ciento, y dos décimas más –hasta el 6,1 por ciento– durante el próximo año. Unas subidas que deberían servir para que Castilla y León amortigüe el descalabro del ejercicio pasado, cuando la economía regional se hundió el 9,8 por ciento en 2020.

El documento ‘Situación de Castilla y León’, presentado por el economista jefe para España de BBVA Research, Miguel Cardoso, que estuvo acompañado por la directora de la Territorial Noroeste de BBVA, Marta Alonso, apunta como causas de la «fuerte recuperación» prevista en la Comunidad el traslado del ahorro realizado durante el confinamiento al consumo y la compra de vivienda, la recuperación de las principales economías avanzadas, y el impulso que se obtendrá con los fondos europeos.

Según explicó Cardoso, la economía de Castilla y León habría dejado la recesión «en el segundo trimestre del año», tras un ejercicio de contracción donde el sector más afectado fue el de bares y restaurantes, con una caída de hasta el cien por cien de la facturación entre abril de 2019 y 2020, mientras que el de la alimentación, por el contrario, llegó a crecer un 70% en mayo de 2020 con respecto al mismo mes del año anterior.

Y es que, como señala el economista de BBVA, «la gente ha utilizado el ahorro acumulado durante la crisis para realizar gastos que no se han podido hacer antes en sectores como el ocio y el turismo», este último experimentando un crecimiento del 20 por ciento en Castilla y León.

Fondos europeos

Todo este crecimiento está apoyado en otros factores, y es que, como recordó Cardoso, «Castilla y León está mejor posicionada que otras comunidades para aprovechar el impulso que los fondos europeos van a dar a los países de la Eurozona», debido a su «mayor dependencia de la demanda europea». 

No obstante, y a pesar de la estimación positiva del crecimiento, el informe de BBVA Research también contempla una serie de riesgos al mismo, como el sanitario, los «cuellos de botella» que se están formando en el sector industrial, o la situación política actual.