scorecardresearch

Fallece el empresario burgalés José Antolín a los 85 años

DB
-

Fue presidente durante dos décadas de Grupo Antolin, la multinacional burgalesa fundada por su padre en los años 50 y en la que empezó a trabajar a los 14 junto a su hermano Avelino

José Antolín, hijo del fundador de Grupo Antolin. - Foto: Valdivielso

El empresario burgalés José Antolín Toledano (1936) ha fallecido este jueves a los 85 años. Era el presidente de honor de Grupo Antolín, empresa fundada por su padre, Avelino Antolín López, en los años 50 hasta convertirse en la multinacional líder en el diseño y producción de diversos componentes para la industria del automóvil que es en la actualidad. 

José Antolín empezó a trabajar a los 14 años junto a su hermano Avelino en el taller mecánico (especializado en reparaciones de vehículos y maquinaria agrícola) que su padre regentaba en la calle Salas de la capital burgalesa.

En 1959 crearon la primera fábrica para producir rótulas de dirección y suspensión del automóvil, gracias a una innovación que alargaba la vida del componente. Supuso el primer hito de una compañía sólida y competitiva que hoy está presente en cerca de una treintena de países y en la que más de 25.000 personas desarrollan su talento. 

La noticia de su muerte ha generado hoy multitud de reacciones desde el ámbito político, empresarial y de la sociedad burgalesa ensalzando la figura de un empresario capaz de guiar a una empresa familiar a convertirse en una multinacional reconocida a nivel global.

La compañía ha hecho público un comunicado que les reproducimos a continuación: 

Grupo Antolin lamenta comunicar el fallecimiento de su Presidente de Honor y fundador José Antolin, que ha fallecido hoy rodeado de su familia y seres queridos a los 85 años de edad.

El Consejo de Administración, el Comité de Dirección y todos los colaboradores de Grupo Antolin se unen al dolor de la familia y quieren expresar sus más sinceras condolencias por la pérdida de nuestro Presidente de Honor. 

José Antolin fue un empresario único que con su visión de negocio, esfuerzo y trabajo convirtió, junto a su hermano Avelino, un pequeño negocio de Burgos en una multinacional de referencia en la industria automovilística. Siempre ejerció el liderazgo basado en el esfuerzo, la constancia y la ilusión y supo guiar a la compañía en tiempos de enormes cambios en la industria. Sus valores y su legado están hoy más presentes que nunca y seguirán marcando el futuro y la historia de Antolin.

La compañía quiere mostrar todo su apoyo y cariño a su familia en estos difíciles momentos, especialmente a sus hijos María Helena, Emma y José, y a su mujer Colette Granet.