scorecardresearch

1.736 familias reciben las ayudas a la vivienda de la Junta

C.M.
-

A la convocatoria se presentaron 2.547 solicitudes, una cifra similar a la convocatoria anterior. Los beneficiados deberán presentar los justificantes de pago antes del 30 de mayo y se esperan que puedan recibir la ayuda a mediados de junio

1.736 familias reciben las ayudas a la vivienda de la Junta

La Junta de Castilla y León ha concedido un total de 1.736 ayudas a familias burgaleses para sufragar el alquiler de su vivienda por un importe de 3,2 millones de euros, según los datos facilitados por el delegado territorial, Roberto Saiz. A la convocatoria se presentaron un total de 2.547 una cifra similiar a 2020 (2.438). La ampliación de la partida ha hecho que ya no exista lista de espera, de modo que todas las personas que cumplían los requisitos han sido beneficiadas. Los 1.736 beneficiarios de ayudas al alquiler de vivienda en Burgos, cuyos listados se pueden consultar a través de la página web de la Junta de Castilla y León, así como en los servicios territoriales de Fomento de cada provincia, a través del teléfono 012, o en la Dirección General de Vivienda, Arquitectura y Urbanismo, ya han recibido con anterioridad (14 de marzo de 2022) un SMS no vinculante de la Junta de Castilla y León advirtiéndoles de que podían ir presentando los justificantes. Es la primera vez que se anticipa la posibilidad de presentar los justificantes a fin de agilizar la resolución y el pago de las ayudas. Aquellos que todavía no hayan presentado la documentación que acredita el cumplimiento de los requisitos disponen hasta el 30 de mayo de 2022 para aportar los justificantes bancarios del pago de la renta de los meses correspondientes al período subvencionable, desde enero a diciembre de 2021, ambos inclusive.

Saiz explicó que los beneficiados disponen hasta el 30 de mayo para presentar los justificantes de pago y se espera que el dinero se haga efectivo a mediados de junio. Las ayudas cubre entre el 40 y el 50% del alquiler siempre que los ingresos de la unidad familiar no superen tres veces el IPREM y el alquiler no supere los 375 euros si es en el medio rural o los 500 si es en la capital.