scorecardresearch

La Fiesta de las Flores retoma su homenaje a la Catedral

B.G.R.
-

Flojabur ya trabaja en el evento tras dos años de parón. El Ayuntamiento destinará 200.000 euros

La última edición de la feria se celebró en mayo de 2019. - Foto: Alberto Rodrigo

En febrero de 2020, cuando la Asociación de Floristas y Jardineros de Burgos (Flojabur) se encontraba preparando ya la octava edición de la Fiesta de las Flores, la pandemia truncó sus planes. La Catedral iba a ser de nuevo la protagonista de este colorido evento, dentro de un homenaje que arrancó el ejercicio anterior con motivo de la celebración del VIII Centenario del templo. El colectivo retoma ahora con más entusiasmo si cabe esta celebración, que ya está fijada en el calendario del 13 al 15 de mayo, manteniendo así la filosofía de que no coincida con la Noche Blanca.

El colectivo, junto al Ayuntamiento, trabaja intensamente en la organización del evento y en la búsqueda de las mejores localizaciones en las que confeccionar los montajes florales. De hecho, los floristas mantienen ya continuos contactos con profesionales de distintas escuelas del territorio nacional, previéndose la asistencia de una treintena de profesionales que se ocuparán de los diseños artísticos.

En cuanto a los emplazamientos, el entorno de la Catedral será el protagonista de la muestra haciendo honor a la celebración de su centenario. Las plazas de Santa María y la del Rey SanFernando, la propia Seo o el Arco de Santa María se engalanarán para la ocasión. De igual forma, se mantendrán otras tradicionales ubicaciones como el Palacio de Castilfalé, el Ayuntamiento o la Diputación.

Participación. La plaza Huerto del Rey volverá a convertirse en el epicentro de la feria, no solo porque La Flora también será decorada, sino porque albergará el mercado de plantas, en el que habitualmente participan cinco floristerías. No es la primera vez que la organización llama a la participación del sector, tal y como ocurrió en la Feria de Navidad que se celebró con un gran éxito de público en el monasterio de San Juan y que ha llevado a los profesionales a pensar ya en una segunda cita.

Al igual que en anteriores ediciones, todo el género que se emplee para la decoración de las distintas plazas y monumentos se reutilizará en jardines y espacios públicos de la capital burgalesa. El presupuesto para esta ocasión por parte del Ayuntamiento se ha duplicado respecto a la muestra del año 2019 y se contemplan 200.000 euros para la organización.