scorecardresearch

CaixaBank y Bankia, 'luz verde' a su fusión con condiciones

Agencias
-

La nueva corporación se compromete a mantener todos los acuerdos comerciales durante tres años y a dar acceso a los cajeros pactados con terceros 18 meses más

El presidente de Bankia, Goirigolzarri, celebró ayer su última junta de accionistas antes de completar su fusión con Caixabank. - Foto: Rober Solsona

Caixabank y Bankia serán una misma entidad este viernes, después de que la CNMC diera ayer luz verde en primera fase a la fusión por absorción de la firma madrileña por la catalana, pero sujeta al cumplimiento de unos compromisos presentados por el nuevo grupo para solventar algunos riesgos de competencia observados en determinadas áreas.

La operación, que supone la fusión de la tercera y la cuarta entidad bancaria del país, dará lugar a un banco líder en el mercado español de servicios financieros.

Para el análisis de sucursales, además de realizar el estudio a nivel nacional y provincial, y a la vista de los elevados índices de concentración derivados de la operación en determinadas provincias, se ha identificando localmente todos los códigos postales en los que las partes solapan sus actividades.

El supervisor realizó un exhaustivo examen de cuotas de mercado y número de competidores existentes en los entornos más afectados, considerando isócronas de 1,5 kilómetros de distancia desde las sucursales de la entidad fusionada.

El análisis del mercado de cajeros puso de manifiesto que, para los clientes de terceras entidades que tenían suscritos acuerdos con Bankia, como ING, el Sabadell y las de la red Euro6000, una posible ruptura supondría dejar de acceder a la red de la entidad absorbida en las condiciones en las que venían haciéndolo y tener que pagar una comisión más elevada.

A la vista de los problemas de competencia identificados, la entidad saliente se ha obligado a no abandonar, salvo en supuestos excepcionales sujetos a autorización previa de la CNMC, ningún municipio en el que actualmente estén las dos firmas y no haya ninguna oficina competidora, con el fin de evitar la exclusión financiera.

 

Cambios

Entre las últimas medidas, Bankia anunció ayer que saldrá del Ibex 35 la próxima semana y entrará en su lugar Fluidra.

Asimismo, el presidente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri, que intervino ayer en última junta de accionistas de la entidad madrileña, marcó un punto y final a esta etapa que culmina con su integración con CaixaBank, compañía que presidirá, y que provocará que su marca desaparezca este verano.

Por su parte, el actual presidente de CaixaBank, Jordi Güal, avanzó que deja la compañía catalana para reincorporarse al IESE como profesor ordinario de Economía a finales de esta misma semana.